Los pacientes fallan en tomar sus medicamentos si les cambian el color

Un estudio concluyó que los pacientes dudan de los medicamentos genéricos porque no tienen la forma y color de los de patente
pastillas medicina pills
pastillas medicina pills  pastillas medicina pills  (Foto: )
  • A+A-
Autor: Ben Tinker
(CNN) -

Cuando se trata de medicamentos, no es el color lo que cuenta, sino lo que contienen. Sin embargo, los médicos sospechan que los pacientes no lo ven exactamente así.

Según un estudio publicado el lunes en la revista médica Archives of Internal Medicine, el color de las píldoras aumenta significativamente las probabilidades de que el paciente no tome los medicamentos como lo indicó su médico.

Primero, lo básico

Los fármacos genéricos están aprobados por la Oficina de Fármacos Genéricos de la Dirección de Alimentos y Medicamentos de Estados Unidos (FDA) y en México por la Comisión Federal para la Protección contra Riesgos Sanitarios (COFEPRIS), de la Secretaría de Salud.

Estas alternativas sin marca deben ser bioequivalentes a la versión de marca, lo que significa que deben ser idénticos en cuanto a la dosis, potencia, vía de administración, calidad, uso específico y eficacia clínica. Sin embargo, la FDA no requiere que ambas versiones luzcan igual.

Los genéricos son un gran negocio a nivel mundial. En Estados Unidos, representan más del 70% de los medicamentos administrados con receta, pero representan solo el 16% del gasto.

Se espera que los medicamentos genéricos se receten aún más conforme los medicamentos de las principales marcas llegan al final de su ciclo de comercialización —y de ganancias— exclusivas y pierdan la patente. En Estados Unidos, las patentes de los medicamentos ofrecen 20 años de protección a la farmacéutica, pero se solicitan antes de que empiecen las pruebas clínicas, así que la vida efectiva de la patente de un medicamento suele ser de entre siete y doce años.

El estudio

Aaron Kesselheim, profesor asistente de Medicina en el Hospital Brigham y de Mujeres en Boston, quería investigar si los cambios entre la versión de marca y la genérica de un medicamento podían hacer que los pacientes olvidaran reabastecer sus recetas.

"Se calcula que entre el 50 y el 70% de los pacientes no toman sus medicamentos según lo indicado", dice Kesselheim. Cuando los pacientes no se ajustan a un régimen de medicamentos, esto puede tener consecuencias médicas, financieras y sociales graves. Kesselheim eligió estudiar los medicamentos anticonvulsivos ya que la epilepsia es una enfermedad común que aqueja a casi el 2% de la población total. Además, este tipo de medicamentos se recetan para otros usos, como enfermedades psiquiátricas, dolor crónico y otros padecimientos.

Kesselheim y su equipo analizaron datos nacionales recabados entre 2001 y 2006 y posteriormente dividieron a los pacientes en dos grupos: los que se volvieron "no persistentes" (definidos, en este estudio, como quienes olvidaron reabastecer una receta a los cinco días de que se terminara su suministro) y quienes no se demoraron en reabastecer. Los grupos se subdividieron por edad, sexo, cantidad de reabastecimientos y presencia del diagnóstico de algún trastorno epiléptico.

Resultados

Los investigadores descubrieron que cuando los pacientes con epilepsia reabastecieron su receta y recibieron una píldora de un color distinto al acostumbrado, tenían 53% más probabilidades de dejar de tomar por un tiempo sus fármacos, como se les había indicado. El 27% de los pacientes que tomaban los fármacos anticonvulsivos con otros fines también dejaron su régimen de medicamentos por algún tiempo.

"El paciente que sabe que es muy importante tomar su medicamento para evitar una convulsión está más atento al color y se estresa más con cualquier posible cambio", dice Kesselheim.

Conclusión

Los pacientes y sus cuidadores, con frecuencia, retiran las píldoras de sus envases originales para repartirlos en pastilleros organizadores. "Las claves visuales se vuelven trascendentales para la identificación de las píldoras", dice Kesselheim. Por lo tanto, el cambio en la apariencia puede ser discordante o confuso, y puede ocasionar que los pacientes retrasen la toma mientras buscan confirmación de parte de un médico, un farmacéutico u otro proveedor de servicios de salud.

Tal vez lo más interesante sea que las características físicas de una píldora se hayan relacionado con las expectativas de la eficacia, tanto en placebos como en medicamentos de receta. Kesselheim dice: "Los cambios en la apariencia no solo pueden despojar a los pacientes de sus expectativas de eficacia, sino que pueden tener el efecto opuesto". Esto se llama efecto "nocebo", la creencia de que la nueva pastilla sustituida será menos eficaz que la dosis anterior.

Finalmente, es importante señalar que el reabastecer un medicamento no significa necesariamente que el paciente tomó su medicina y viceversa. Además, dice Kesselheim, "lo que observamos como falta de persistencia puede haber sido un cambio en la frecuencia de la dosis del medicamento por parte del médico".

Qué sigue

Los medicamentos de marca enfrentan una mayor competencia de los medicamentos genéricos, por lo que los autores del estudio sugieren a los médicos que adviertan a sus pacientes acerca de la posibilidad de un cambio en el color de las píldoras y recomiendan a los farmacéuticos ser más cuidadosos al alertar a los pacientes cuando el cambio de proveedores cause que las características de las píldoras cambien.

En Estados Unidos, la FDA empezó recientemente a rechazar los medicamentos genéricos que son más grandes que sus contrapartes de marca, argumentando problemas de seguridad y eficacia, como el aumento en el riesgo de asfixia y el descontento de los pacientes.

"Basándose en nuestros resultados", dice Kesselheim, "la FDA tendría justificación para asumir una postura similar acerca de los nuevos fármacos genéricos que tengan un color diferente".

"Cuando menos", dice Kesselheim, "nuestros resultados deberían aclarar que los fabricantes no pueden proteger las características físicas de sus fármacos debido al principio de acondicionamiento comercial (atributos físicos como el color, la forma, el tamaño, la textura, el olor y el sabor)".

Por definición, las características de acondicionamiento comercial legalmente no pueden afectar el impacto que un medicamento tendrá en el consumidor. Sin embargo, en este estudio se llegó a la conclusión de que eso es exactamente lo que está ocurriendo.

Ahora ve