Las mejores formas para prevenir y tratar los resfriados comunes

Aunque no existe una cura, los médicos recomiendan las formas más eficaces para prevenirlo y tratarlo
.
sick  .  (Foto: )
  • A+A-
Autor: Val Wadas-Willingham
(Reuters) -

El mundo de la medicina ha progresado increíblemente en lo que se refiere a combatir ciertas enfermedades, pero los científicos todavía no pueden encontrar la cura para el resfriado común.

Lavarse las manos y tomar zinc parecen ser las mejores formas para evitar enfermarse, según un artículo en la revista Canadian Medical Association Journal, para el cual los investigadores revisaron 67 estudios.

Llegaron a la conclusión de que lavarse las manos o utilizar desinfectantes con base de alcohol son las mejores formas para protegerse de los resfriados.

Se encontró que el zinc funcionaba, sobre todo en los niños. Dos pruebas mostraron que los pequeños que tomaban entre 10 y 12 miligramos de sulfato de zinc diariamente tenían menos resfriados y menos ausencias a la escuela debidas al resfriado.

Lee: Cómo proteger a tu hijo de contagios en la escuela

Los autores del estudio sugieren que el zinc podría funcionar en los adultos. La vitamina C, el “estándar de oro” para combatir los resfriados, no fue tan efectivo. 

Si ya lo tienes, qué remedio...

En lo que se refiere a tratar los resfriados, en la revisión se señaló que el acetaminofeno, el ibuprofeno, y quizá un antihistamínico/descongestionante son las mejores formas de mantener bajo control el goteo nasal, dolor de garganta, fiebre y tos.

El ibuprofeno y acetaminofeno, que son analgésicos, ayudaron a calmar los dolores y la fiebre.

El ibuprofeno funcionó mejor en niños que tenían temperaturas más altas.

Combinar antihistamínicos con descongestionantes o medicamentos para el dolor fue algo efectivo en los niños mayores, pero no en niños menores de cinco años o en adultos.

La congestión fue más difícil de manejar. Se encontró que el spray nasal con ipratropio, que se utiliza para tratar trastornos pulmonares graves, detuvo el goteo nasal, pero no redujo la congestión en la nariz y el pecho.

Aunque no hubo grandes sorpresas en los resultados, los médicos dijeron que la revisión hace hincapié en la necesidad de lavarse las manos, algo que muchas personas no hacen lo suficiente.

“Este es un metaanálisis meticuloso", dijo el médico Assil Saleh, un internista de Foxhall Internists en Washington, Estados Unidos.

“Reafirmó que la medida fundamental que dicta el sentido común: lavarse las manos, es la medida más efectiva para reducir la transmisión de enfermedades respiratorias causadas por virus o bacterias”.

Guarda esos antibióticos para cuando (realmente) los necesites

El análisis también planteó que los resfriados normalmente son virus. Solo aproximadamente el 5% de los resfriados es causado por infección bacteriana. Sin embargo, a muchos pacientes con resfriados se les recetan antibióticos, lo cual no ayuda.

“El tratamiento normalmente tiene como objetivo aliviar los síntomas, en lugar de erradicar la enfermedad en sí”, señaló Saleh. “Es importante enfatizar que los antibióticos que matan bacterias a menudo son sobreutilizados para tratar lo que casi siempre es una enfermedad viral”.

Aunque los médicos no deben recetar antibióticos para los resfriados, los pacientes deben hacer su parte y no insistir en que les prescriban antibióticos.

Si son utilizados demasiado a menudo para cosas que no pueden tratar, los antibióticos pueden dejar de funcionar efectivamente en contra de las bacterias cuando tú o tu hijo realmente los necesiten.

La Organización Mundial de la Salud ha estado preocupada por la resistencia a los antibióticos durante años y la consideran una de las amenazas de salud pública más críticas del mundo.

Según la revisión, el resfriado común afecta a los adultos aproximadamente entre dos y tres veces al año y aproximadamente seis veces al año a los niños menores de dos años.

Lee: ¿"¡Achú!"? Mejor mantente alejado de la oficina

Un fuerte resfriado puede mantener en cama a las personas y sacarlas de sus rutinas durante una semana o más. Es por eso que la prevención es tan importante, según los autores de la revisión, los médicos Michael Allen, del Departamento de Medicina Familiar de la Universidad Alberta en Edmonton, Canadá, y Bruce Arroll, del Departamento de Práctica General y Cuidado de Salud Primario de la Universidad de Auckland, en Nueva Zelandia.

Ahora ve