¿Aves neón y plantas fluorescentes? La joyería supernatural de Kate Rohde

La diseñadora realiza esculturas y accesorios a partir de resinas, añadiéndole color y luminosidad para crear un "glamour futurista"
Kate Rohde joyería  Kate Rohde joyería
Autor: Lesley Chow
(Reuters) -

Al principio, es difícil decir de qué están hechas estas obras extraordinarias. Las esculturas gigantes y brillantes de Kate Rohde se parecen a joyas iluminadas a contraluz, como si hubieran sido labradas de roca fosforescente.

Una caja luminosa verde parece estar hecha de jade fino, incluso si su gran tamaño y detalles intricados hacen que esto sea increíble. Otra pieza, etiquetada como “marsupial de cristal”, es una figura morada translúcida que gira para revelar lo que se ve como un centro brillante de amatistas.

De hecho, todos estos objetos son esculpidos a partir de una resina que se convirtió en el medio insignia de Rohde como artista y joyera. Estas resinas sintéticas son tan versátiles que pueden ser moldeadas para convertirse en estructuras enormes, o cortadas y pulidas para lograr el brillo de las gemas. En la última década, Rohde formó su material en esculturas fantásticas, incluido un jardín fluorescente lleno de joyas y criaturas y un par de cuernos turquesa de cristal que pueden ponerse como diadema.

Rohde está fascinada con la morfología de los animales y minerales, y su obra a menudo tiene el aire de especímenes de historia natural, dándole un giro psicodélico con sus pigmentos de arcoíris y formas exageradas. Una de sus instalaciones características es una vitrina barroca llena con una variedad de objetos incongruentes y deslumbrantes: un esqueleto neón, un corazón artificial, una estalactita brillante.

Para la artista australiana, existe una emoción por reinventar formas orgánicas y cuadros tradicionales en colores brillantes, lo que resulta en una combinación de estilos históricos. Admite que “siempre me atrajo una mezcla ecléctica de influencias, cosas que son estéticamente excesivas, coloridas y brillantes”. Estas vitrinas son una combinación de diorama del siglo XIX y editorial moderna de la moda, en la que los modelos científicos son imbuidos con glamour futurista.

Además de su aclamado trabajo en galería, Rohde ha tenido una gran asociación con el diseño de modas y joyería. En 2010, colaboró con los diseñadores de moda Anna Plunkett y Luke Sales de la marca de Sydney, Romance Was Born, para producir una colección temática jurásica llamada Renaissance Dinosaur, con modelos repletos en corazas de cristal y cuernos multicolores. También trabajó con Romance Was Born para producir una serie de telas; e incluso una línea de tapices, que representan un laberinto de flora y fauna en colores ácidos.

Para Rohde, tiene sentido moverse entre exhibiciones, moda de alta costura y objetos listos para portar, debido a que le permite trabajar con “escalas muy diferentes y funcionalidad. Áreas diferentes traen retos únicos, pero la resina es un material bastante indulgente, con flexibilidad y un amplio alcance para la experimentación. Puede acumularse y cortarse en formas extremas”.

Trabajar en joyería le permite a Rohde perfeccionar el corte preciso que utiliza para sus obras en la galería, mientras que las ideas esculturales ambiciosas a menudo se encuentran en sus accesorios. Un pájaro de cristal colocado en una pulsera funciona como brazalete y como escultura independiente.

La línea de joyería de Rohde va de brazaletes gruesos en colores caricaturescos a piezas llamativas pero etéreas, como un conjunto de fragmentos rosa que salen de la muñeca.

Un anillo azul iridiscente con dos “gemas” en forma de ojos de insecto pone en primer plano el sentido del humor de la artista, mientras que un par de aretes brillantes con bordes ondulados es delicado y llamativo. La resina permite que múltiples cambios de color se incorporen a una pieza, así que un anillo va de blanco lechoso a rosa translúcido, y una pulsera muestra tonos de azul que pasan al amarillo.

Es importante para Rohde que la transición al arte portátil se haga sin perder la calidad extravagante y distintiva de su estilo. Sus diseños para joyería a menudo se basan en las mismas técnicas que sus esculturas: en particular, el uso de “escarcha de acrílico” para darle un brillo opalescente a las superficies, como se ve en sus anillos de color perla. Al mismo tiempo, puede adoptar las contradicciones de trabajar en el mundo del arte y el mercado de productos de lujo, haciendo diseños suntuosos de gemas de imitación y aplicando modelado cuidadoso a materiales sintéticos.

¿Quieres más noticias como esta?
Recibe nuestros artículos sobre viajes, moda, lujo, cultura y estilo.

Algunas de las colaboraciones de moda de Rohde actualmente pueden verse en la Galería Nacional de Victoria en Australia. Mientras tanto, está ocupada investigando ideas para nuevas esculturas. Su próxima exhibición en la Galería Karen Woodbury de Melbourne tendrá un enfoque geológico, al combinar estructuras de cristal con medios mixtos como extensiones tecnicolor para cabello que buscó en Japón y una especie de plástico que puede teñirse en agua caliente.

También tiene la intención de trabajar con el tema geológico en sus accesorios: “Pienso en mi joyería como esculturas a una pequeña escala, como una impresión tridimensional con una pequeña edición. La única diferencia es que con la joyería tiene que haber consideración seria de la función y cómo se porta, mientras que una escultura puede ser mucho más impráctica”. 

Ahora ve
Quentin Tarantino admite que sabía de las conductas sexuales de Harvey Weinstein
No te pierdas
×