Qué juguetes debe escoger Santa Claus para evitar estereotipos de género

La mayoría de los juguetes definen lo que los niños y niñas "deben hacer" según su género, pero existen algunos consejos para evitarlo
Katia Hetter
Autor: Katia Hetter
(Reuters) -

Me quedo viendo una caja de 71.97 dólares de Legos Friends en el Walmart que está por mi casa.

Mi hija quiere que Santa le traiga uno de esos kits lindos rosas y morados para Navidad.

Estos son los juguetes que Lego hizo para atraer a las niñas después de décadas de fabricar juguetes que alguna vez comercializaron como neutrales con el género.

Ve la evidencia en una nota de Lego de 1974 a los padres que compraban sus juguetes, al señalar que los padres debían dejar que sus hijos crearan lo que quisieran sin importar su género o habilidad. “Lo más importante es poner el material correcto en sus manos y dejarlos crear lo que les atraiga”, apuntaba la nota.

Ahora Lego quiere que mi hija juegue con Andrea, Emma, Mia, Olivia y Stephanie, personajes que Lego ya nombró y decidió que deben ir a peluquerías, a salvar animales y a trabajar en una cafetería en Heartlake City.

Los niños, por otro lado, pueden ir a un pasillo diferente en la tienda para comprar jets de combate de Star Wars, con sus armas diseñadas para explotar todo.

Aunque no me opongo a los cortes de cabello o esfuerzos de rescate animal o a Star Wars, no se por qué un juguete diseñado para fomentar la creatividad de los niños —explícitamente, no fabricar piezas que deciden previamente lo que mi hija debe crear— ahora necesita decidir todo por ella.

“Todo” incluye lo a que los niños y niñas deben gustarle. Y hasta ahora, mi hija, quien ama todos los colores del arcoíris pero no es una gran fanática del color gris, ama su Legos Friends.

Me preocupa lo que esos Lego rosas y morados le dicen.

“Los juguetes tradicionalmente le dicen a nuestros hijos cuáles esperamos que sean sus roles cuando sean adultos”, dice Peggy Orenstein, autora de Cinderella Ate My Daughter. “Es por eso que las niñas tenían muñecas y recogedores, y los niños tenían sets de construcción”.

“No creo que ningún padre quiera limitar a sus hijos ahora y creo que todos nosotros sabemos que nuestros hijos, niños y niñas, necesitan habilidades en la construcción y el cuidado para ser adultos exitosos”, dijo Orenstein. “Así que durante las festividades, intento pensar creativamente en varios frentes: en lo que al género se refiere, ampliar el concepto (de tu hijo) de lo que podría significar ser femenino o masculino donde y cuando puedas”.

En un estudio clásico de juguetes de niños se encontró que los niños tenían juguetes de acción, juguetes movibles, cosas que los niños pueden utilizar para actuar. En comparación, las recámaras de las niñas tenían mayor probabilidad de estar llenas de juguetes suaves, de peluche, y mimosos.

Aunque algunos de estos juguetes pueden estar conectados con las preferencias de los niños, no hay forma de saber si a los niños les gustarían juguetes asociados con el otro género si nunca los tienen en sus recámaras.

¿Cómo combatirlo? Los padres pueden hacer que sus hijos participen activamente en juegos que desafíen los estereotipos tradicionales de género, de acuerdo con Deborah Best, una profesora de Psicología en la Universidad Wake Forest en Estados Unidos, quien se especializa en estereotipos de género entre los niños en distintas culturas. Los padres también pueden escoger juguetes que alienten la imaginación de los niños, dice Best.

"Una de las cosas tristes sobre los juguetes en estos días es que hacen todo por el niño”, dice Best.

“Algunas de las cosas que amaba eran totalmente neutrales: tomar cajas de cartón y dibujar en ellas, hacer fuertes al esparcir sábanas en la silla, actuar en espectáculos (con mis primos)”.

Esa capacidad de pensar creativamente, no sólo para un espectáculo de marionetas sino pensar en retos complejos en la vida adulta y el trabajo, es crucial.

Estoy agradecida de que la escuela de mi hija se enfoque en la creatividad y en el juego no comercial, y los maestros desalientan activamente ver la televisión. 

La mayoría de los juguetes en nuestra casa son material para su juego imaginativo: pintura, arcilla, cera, hilo, fieltro, crayones, ramas, muchos disfraces que la convierten en lo que quiera ser, y Legos. Y por supuesto cocinas y hornos, la bicicleta, el balón de futbol y cuerdas para saltar.

Logramos un equilibrio, creo.

Para los fanáticos de Disney que creen que estamos privados de eso, dejamos a Frozen entrar a nuestro mundo. (Culpo a Idina Menzel, la voz de Elsa, ya que adoro cómo canta). Mi hija no escogió los vestidos largos y maquillaje extraño de Anna o Elsa para Halloween. Quería ser Olaf, lo cual logró y nos dio muchos abrazos cálidos.

De vuelta a mi reto original: ¿Qué debe hacer Santa?

Mi hija no le pide mucho a Santa: un regalo grande, raramente más cosas. Le doy algunas cosas de la verdadera yo, y otros miembros de la familia le dan regalos divertidos y pensativos. No es codiciosa, lo que me hace más feliz de lo que puedo decir.

Así que acudo a la mejor fuente de mi hija, mi hija en sí.

¿Por qué no los Lego de Star Wars, segregados con los otros juguetes para “niño” en el Walmart cerca de nuestra casa? “Son todos grises y sólo tienen pistolas. No puedes construir otras cosas divertidas con ellos”. Eso tiene sentido.

Cuando recibió una versión más pequeña del kit Legos Friends hace algunos meses, rápidamente lo construyó según las instrucciones de Lego para ver que podía hacerlo.

“Ahora voy a destruirlo y construir lo que quiero”.

¿Quieres más noticias como esta?
Recibe nuestros artículos sobre viajes, moda, lujo, cultura y estilo.

Todavía quiere construir lo que quiera, a pesar de las instrucciones de Lego.

La misión de Lego, a pesar de la actual traición a los objetivos de la empresa, todavía está en el cerebro de mi hija. Sus planes no son suficientes para su imaginación. Busca más. Y, sí, Santa le traerá un lindo kit rosa y morado y algunas nuevas científicas de Lego para que construya y después destruya.

Ahora ve
Cinco consejos para viajar aunque no tengas mucho dinero
No te pierdas
×