¿Podrá Windows 7 salvar a las PC?

El nuevo sistema operativo de Microsoft estará disponible a finales de octubre; los expertos consideran que ni este lanzamiento podrá recuperar las ventas de las computadoras.
Computadoras  (Foto: Archivo)
David Goldman

No tarda en llegar el Windows 7, pero que las ventas de PCs se recuperen con esto, parece improbable. La venta de computadoras está estancada en un terrible desplome ya que los negocios y los consumidores han limitado sus gastos durante la recesión. Al cierre del primer trimestre los embarques de computadoras cayeron 7% comparado con el mismo periodo del año anterior, siendo la caída más pronunciada desde el tercer trimestre de 2001, momento de la ruptura de la buena racha de Internet, según la consultora tecnológica IDC.

El lanzamiento del nuevo sistema operativo de Microsoft se espera para el 22 de octubre, y a los expertos les gusta gran parte de lo que han visto. Éste es un cambio dramático comparado con las abundantes críticas negativas y con las ventas decepcionantes de la versión actual: Windows Vista.

"Microsoft aprendió mucho de sus errores con Vista", dijo Richard Shim, analista de IDC. "Arreglaron algunas aplicaciones muy importantes y crearon un sistema operativo impresionante". 

A pesar de las críticas positivas, la mayoría de los analistas dicen que Windows 7 por sí solo no es suficiente para elevar las mediocres ventas de las computadoras.

La desconfianza de los clientes ante Microsoft, un cambio en las tendencias de los consumidores y la integración a paso lento de las empresas de sistemas operativos, son sólo algunas de las razones.

El problema de Microsoft

Windows es, por mucho, el sistema operativo para PC más usado. El año pasado, el 83% de las computadoras que se vendieron tenían Windows integrado.

Windows 7 puede ser una versión corregida y aumentada del sistema operativo número uno del mundo, pero los analistas se preguntan si los clientes están dispuestos a darle una segunda oportunidad a Microsoft después de Vista. Los usuarios se quejan de que Vista es lento, tiene muchas versiones y es propenso a ser atacado por virus.

Según un sondeo realizado en marzo a más de 1,000 profesionales de tecnologías de la información a nivel nacional por Dimension Research, la mitad de ellos estaban considerando abandonar por completo a Windows en vez de cambiarse a Windows 7. Mientras que el sistema operativo Mac X de Apple fue el sistema que señalaron como el más probable para cambiarse.

"Microsoft quiso llenar de aplicaciones la "bolsa" de Vista, y ésta reventó", dijo Zeus Kerravala, analista del Yankee Group. "Los buenos ánimos de la gente hacia Microsoft (por el Vista) se perdieron".

Estoy feliz con mi máquina

El desencanto de Windows podría no ayudar en el repunte de las ventas de las PC pero, de cualquier forma, éstas ya están sentenciadas. 

Mientras más y más aplicaciones están disponibles en Internet, los clientes han comenzado a depender menos en la velocidad del procesador de la computadora y de los avisos y notificaciones del sistema operativo. Para las necesidades promedio de los consumidores, los programas en línea como Google Docs, Yahoo Mail y Wikipedia sustituyen a Microsoft Word, Outlook y a Encarta.

A esto le llaman "computación en nube" porque el software está en las nubes; los analistas dicen que este fenómeno seguirá afectando el crecimiento de las ventas de las PC.

"Hace cinco años, lo más importante al evaluar una PC era su sistema operativo, pero con más y más aplicaciones yéndose a las nubes, los buscadores se vuelven las herramientas más importantes", dijo Kerravala.

A medida que los buscadores en Internet se vuelven más veloces en dispositivos no computacionales como teléfonos celulares y sistemas de videojuegos, los analistas dicen que los consumidores retrasan la compra de nuevas computadoras a cada cinco años, en lugar de cada tres como era antes.

Actualizaciones lentas

Un grupo de consumidores que aún depende en gran medida de las PC es el de los negocios pero la integración de los sistemas operativos a las compañías regularmente es lenta.

Según una encuesta de Dimension Research, el 84% de los profesionales de TI que planean cambiarse a Windows 7 dijo que esperarán por lo menos un año para hacerlo.

John Enck y Mike Silver, analistas de Gartner, dijeron que antes de que un negocio comience a adoptar un nuevo sistema operativo, es normal esperar un período de seis a 12 meses para poner a prueba la compatibilidad, ya que los departamentos de tecnologías de la información trabajan con aplicaciones y herramientas personalizadas para cada empresa.

Durante una conferencia telefónica en mayo, el fundador y director ejecutivo de Dell, Michael Dell, estuvo de acuerdo en que un ciclo de renovación tecnológica dura "entre nueve meses y un año".

Los consumidores también tardan tiempo en actualizarse. Según IDC, el lanzamiento de un sistema operativo no ha llevado a un aumento inmediato en los embarques desde que Windows 95 salió en 1995. Aún así, las ventas se han incrementado en los años subsiguientes. Por ejemplo, Windows XP, lanzado en 2001, presentó ventas récord en 2007.  

Sí llegará el repunte

Aunque Windows 7 no sea la catarsis necesaria para darle un repunte a la venta de PCs, la mayoría de los expertos esperan que el crecimiento natural de las ventas de computadoras llegue a finales del próximo año.

Un sorprendente 83% de profesionales en tecnologías de la información, en la encuesta de Dimension Research se saltó el paso de actualizar Vista para seguir usando el antiguo Windows XP de hace ocho años que, sí, es viejo para los estándares computacionales.

¿Quieres más noticias como esta?
Conoce las innovaciones y las tendencias tecnológicas más relevantes.

Los analistas dicen que los negocios normalmente actualizan su hardware con un nuevo sistema operativo, y la falta de actualizaciones de Vista se traduce en que muchas compañías están usando computadoras viejas que ya superaron por dos o más años su período regular de reemplazo. 

"La renovación natural en las ventas de PCs llegará por el lado comercial, ya que las grandes empresas rechazaron un par de actualizaciones durante la recesión y se quedaron con sus viejos sistemas", dijo Shim. 

Ahora ve
El sismo desde el lago de Xochimilco
No te pierdas
×