Los sensores ‘revolucionarán’ al mundo

Con esta tecnología HP y Cisco tienen planes para crear un sistema nervioso para la Tierra; los micro aparatos han sido creados para detectar sismos y buscar petróleo.
sensores  (Foto: Dan Winters/Cortesía Fortune)
Jessi Hempel

Los sensores poblarán la Tierra. Ese es el plan de Hewlett-Packard, Cisco y otras empresas que proyectan un sistema nervioso central para el planeta. Imagina si pudieras saber que habrá un terremoto 10 segundos antes de que la tierra comenzara a temblar, o saber que un puente corre peligro de colapsarse y evitar que los autos transiten por él.

Tal es la promesa detrás de uno de los productos más novedosos nacidos de los laboratorios de Hewlett-Packard (HP). Mediante la instalación de billones de pequeños sensores recolectores de datos sobre el mundo que nos rodea, HP intenta literalmente construir un sistema nervioso central para la tierra: la red CeNSE.

Las posibilidades de negocio son enormes, HP usará primeramente la red CeNSE para ayudar a la petrolera Shell en las perforaciones en busca de crudo.

A medida que se abaratan los costos de la tecnología computacional y los servicios web se vuelven cada vez más sofisticados al procesar información, HP es una de las muchas empresas -como IBM y Cisco- que trabajan en sistemas computacionales para desarrollar sensores que conecten cada objeto de nuestra vida con Internet. La campaña ‘Un planeta más inteligente' de IBM, ejemplifica estupendamente esta idea.

Los sensores, cada vez más diminutos, son la columna vertebral de esta nueva red. Utilizan sistemas micro-electro-mecánicos (llamados MEMS), una tecnología que originalmente HP usó en sus impresoras de inyección de tinta. Los sensores incorporan acelerómetros 1,000 veces más sensibles que los que se usan, digamos, en un sistema Wii de Nintendo.

¿Cómo funciona la red? Miles de estos sensores, que HP espera encoger hasta el tamaño de una cabeza de alfiler, serán sembrados en el área que se desee monitorear. Llevarán además diminutos transmisores de radio que enviarán de manera inalámbrica y constante cantidades masivas de datos. Luego, computadoras especialmente programadas buscaran patrones y detectarán información crítica como, por ejemplo, la actividad de una falla sísmica o movimientos atípicos en el pilar de un puente.

Los beneficios para la población suenan prometedores, pero las ciudades no querrán invertir en este tipo de tecnología hasta que el costo se abarate. Por ello no sorprende que el primer cliente de HP para la red CeNSE sea una de las corporaciones multinacionales más grandes, Shell. HP colocará sensores bajo la tierra para proporcionar información que ayude a configurar mapas geofísicos, estos mapas servirán para detectar mejor el petróleo.

Es posible que, con el tiempo, esta tecnología de sensores sea omnipresente. Sólo falta por ver cuánto tiempo tardará en popularizarse y si la red CeNSE de HP será uno de los principales competidores del sector.

Ahora ve
Este gel permite un mejor estudio sobre el comportamiento del cáncer
No te pierdas
×