Windows 8, la reencarnación de las PC

El reto de Microsoft es combinar la simplicidad de la ‘tablet’ y la funcionalidad de la computadora; aunque el ‘software’ apenas está en desarrollo podría representar un desafío para Apple y Google.
presentacion windows 8  (Foto: Cortesía CNNMoney)
David Goldman
ANAHEIM, California -

No cabe duda que Microsoft entendió el mensaje: los dispositivos móviles y las tablets son el futuro de la informática. La interrogante pendiente es, ¿será Windows 8 suficiente para salvar a la PC o es demasiado tarde?

Nos guste o no, Microsoft ha realizado una apuesta audaz con Windows 8: rechazó la declaración que hizo el pasado marzo Steve Jobs, ex CEO de Apple, en relación a que la era post-PC había comenzado. 

En lugar de limitarse a colocar su software Windows Phone en una pizarra electrónica para intentar competir con la iPad (una guerra que todos los otros rivales están perdiendo), Microsoft confió en que la gente quería más de su experiencia con las tablets. Creyó que los compradores -incluidos los usuarios domésticos, no  únicamente los empleados de oficina- aún quieren más espacio de almacenamiento, más poder de procesamiento y herramientas eficaces para crear contenido.

No obstante, los consumidores han dicho "no" con sus bolsillos. Las ventas de computadoras personales han caído en Estados Unidos y se encuentran estancadas a nivel global. La debilitada economía ha contribuido considerablemente, pero la iPad también le ha robado cuota a la PC. Cuando HP decidió suprimir su negocio de computadoras, el director ejecutivo Leo Apotheker citó como razón principal que "el efecto tablet es real". 

Con Windows 8, Microsoft está en cierto modo apostando por el factor de forma (el tamaño físico y la forma del dispositivo). La compañía cree que cuando la gente compra una iPad, lo que en realidad quieren es una PC portátil que aún no está disponible en el mercado. 

"Parece que Microsoft por fin ha tomado el rumbo correcto, escribiendo la evolución de la computadora Windows en sus propios términos", señaló Al Hilwa, analista de IDC.

El tiempo, empero, no está de su lado. El ciclo de desarrollo de Windows 8 está en una etapa demasiado temprana; apenas el pasado martes se presentó el sistema a la comunidad de desarrolladores. Microsoft no ha dicho cuándo estará listo Windows 8 para un lanzamiento de prueba, ya no digamos disponible, para todo el público. Entre tanto, la segunda generación de la iPad ya lleva cinco meses en las tiendas. 

"Creo que es prematuro considerar que Windows 8 es el renacimiento del mercado moribundo de la PC. Es muy fácil sacar un demo que es completamente inútil en la vida real -acuérdate de Windows Vista- y se vende mal cuando el producto final está listo, como Windows Vista", advierte Carl Howe, analista de Yankee Group. 

Las computadoras portátiles y de escritorio nunca desaparecerán completamente; factores como la forma de su teclado y la gran pantalla son ideales para las tareas de oficina. 

¿Pero necesitarán siempre los usuarios software como Windows o Microsoft Word para alimentar esos ordenadores? La oferta actual de Chromebooks, los portátiles de Google basados en la ‘nube', son más bien prototipos de un concepto que dispositivos efectivamente útiles, pero indican el camino hacia un futuro muy diferente para la apariencia de la PC.

Microsoft necesita cambiar el mundo en otra dirección. A partir de ahora y hasta que Windows 8 llegue a las tiendas, tiene tiempo para trabajar en su estrategia de ventas. Los consumidores se han acostumbrado a la simplicidad de las tablets. Microsoft quizá necesite convencerlos de que están perdiéndose de una experiencia mucho más completa. 

"Windows 8 tiene ciertamente el potencial para colocar a Microsoft de nueva cuenta en el mercado de consumo. Pero su oferta mezclará aún más las PC y las tablets, lo que también significa que será más confuso para los consumidores comprar una tablet Microsoft", apunta el analista de Gartner, Michael Silver. 

Si bien una pizarra electrónica con Windows 8 podría contar con una ventaja frente a la iPad en materia de aplicaciones (hay más software escrito para Windows que para la iPad), incluso el software nativo se ha visto relegado a medida que Internet continúa posicionándose como la aplicación más usada en todo dispositivo con conexión a la Red. 

"No creo que Windows 8 pueda salvar el mercado de las PC. La simplicidad y la portabilidad de una tablet la hace ideal para las cosas que la mayoría de la gente quiere hacer con sus computadoras", señala Zeus Kerravala, analista de Yankee Group.

No obstante, otros creen que la PC está lejos de desaparecer. Las iPads son estupendos dispositivos complementarios, pero la PC es el único equipo serio en el mercado para la creación de contenidos. Windows 8 podría ser el puente entre dos mundos: el móvil y el de escritorio.

¿Quieres más noticias como esta?
Conoce las innovaciones y las tendencias tecnológicas más relevantes.

En opinión de Laura DiDio, directora de la consultora tecnológica ITIC, "Microsoft ha lanzado un desafío a Apple y Google. Ha dicho ‘No sólo seguimos siendo relevantes, sino que tenemos toda la intención de competir ferozmente por los corazones y las mentes de los usuarios'".

 

Ahora ve
Esta es la cifra que deberá pagar Lionel Messi para evitar ir a la cárcel
No te pierdas
ç
×