Yahoo gana demanda a estafadores

Una corte de EU avaló que la compañía reciba 610 mdd por el uso indebido de su marca para estafas; sin embargo, los criminales originarios de Nigeria y Taiwán difícilmente pagarán esa cifra a Yahoo.
fraude tarjeta de credito.jpg  (Foto: Cortesía CNNMoney)
Julianne Pepitone
NUEVA YORK -

¡Felicidades! ¡Has ganado millones de dólares en una lotería en la que ni siquiera participaste! Sólo tienes que enviarnos algo de dinero para cubrir los gastos administrativos y te enviaremos tu premio a casa...

Estas estafas que nos llegan a través del correo electrónico se han vuelto omnipresentes, y los estafadores incluso se hacen pasar por compañías reconocidas para aumentar su credibilidad. En el 2008, Yahoo demandó a varios de estos individuos por usar su nombre y su logo como parte de una estafa. 

El lunes pasado, un juez federal otorgó a Yahoo 610 millones de dólares (mdd) por los daños provocados por estafadores nigerianos y tailandeses que la compañía pudo identificar mediante los registros de Internet. 

La demanda de Yahoo revela que entre diciembre del 2006 y mayo del 2009, más de 11.6 millones de e-mails con el timo de la lotería fueron enviados a través de su sistema de correo. La corte concedió a Yahoo 50 dólares por correo fraudulento, un total de 585 millones de dólares, por ser víctima de violaciones a la ley ‘Can-Spam Act' (que regula los correos no solicitados).

Los 27 millones de dólares restantes son una compensación por violación del derecho de marca. A Yahoo también se le abonarán los honorarios de sus abogados. 

La compañía de Internet bien puede usar ese dinero: la compensación total de la corte equivale a la mitad de las ganancias de 1,200 millones de dólares que Yahoo obtuvo en el 2010. Sin embargo, la empresa tiene pocas posibilidades de cobrarla. Ninguno de los demandados -un grupo de individuos tailandeses y nigerianos, una corporación de Nigeria y otra de Taiwán- ha respondido a la denuncia de Yahoo. Nigeria, por lo demás, es un famoso paraíso para los estafadores de correo electrónico.

La juez de la Corte distrital de Nueva York, Laura Taylor Swain, destacó en su sentencia que "salvo mínimas variaciones en las palabras y el estilo, los e-mails (individuales) son asombrosamente parecidos".

Swain concluyó que la "evidencia circunstancial es suficiente para apoyar la razonable inferencia de que los demandados son co-conspiradores". 

Ahora ve
Este gel permite un mejor estudio sobre el comportamiento del cáncer
No te pierdas
×