Un artefacto de aterrizaje lunar de la NASA explota en su prueba de vuelo

Los científicos realizaban la primera prueba de vuelo libre de la nave 'Morpheus' para evaluar sus motores
Una nave lunar de la NASA explota durante una prueba
| Otra fuente: CNN

Una nave destinada al aterrizaje lunar se estrelló y explotó durante una prueba de motor la tarde del jueves en el Centro Espacial Kennedy de la NASA, informó la agencia espacial.

La nave no estaba tripulada, por lo que no hubo heridos en la fallida prueba de la nave llamada Morpheus. Ésta había pasado varias pruebas anteriores en los que era colgada de una grúa, pero este jueves tendría su primer vuelo libre. En cambio, el prototipo se elevó a una corta distancia, se dio la vuelta y se estrelló contra el suelo. La nave se incendió de inmediato y explotó unos 30 segundos más tarde.

"El vehículo en sí está perdido", dijo Jon Olansen, el jefe del proyecto Morpheus, a los periodistas. "Pero estamos trabajando en la recopilación de datos e información para entender lo que ocurrió en la prueba y cómo podemos aprender de ella y seguir adelante".

Olansen dijo que los operadores recuperaron dispositivos de memorias en la zona del choque y podrán extraer información de ellos para dar con pistas sobre la causa del accidente.

"Según los primeros indicios, parece estar relacionado con nuestro sistema de control de navegación, parece apuntar hacia el hardware", dijo Olansen.

En un comunicado, la NASA informó que el fracaso es "parte del proceso de desarrollo para cualquier hardware de vuelos espaciales complejos", los diseñadores aprenderán de lo que sea que causó el choque del jueves.

El módulo de aterrizaje Morpheus está diseñado para transportar hasta 500 kilos de carga para una futura misión a la Luna. Sus motores están alimentados en parte por metano que, según la agencia, es más fácil de manejar y almacenar que otros propulsores como el hidrógeno líquido o hidracina.

¿Quieres más noticias como esta?
Conoce las innovaciones y las tendencias tecnológicas más relevantes.

Olansen dijo que la agencia especial ha gastado unos 7 millones de dólares en el proyecto en los últimos dos años y medio y la prueba del jueves estaba “en la clase de los 500,000 dólares”. Otra nave está en construcción en el Centro Espacial Johnson en Houston, Texas, y estará terminada en dos o tres meses.

“Queremos estar seguros de que hoy lo que hoy aprendimos se aplique al siguiente vehículo”.

Ahora ve
La Navidad llegó a los Campos Elíseos en París y así es como se ve
No te pierdas
×