iPhone 5, ¿el tope para Apple?

La tecnológica vendió 2 millones de unidades del ‘smartphone’ en un día, pero no será así siempre; cuando el mercado se sature la firma tendrá que recurrir a nuevas estrategias para captar clientes.
iphone 5 dos telefonos  (Foto: AP)
David Goldman
NUEVA YORK -

El iPhone 5 aún no ha llegado a las tiendas y ya aventaja a toda la competencia. Apple (pre)vendió 2 millones de iPhones 5 en un día, estableciendo un nuevo récord en el mundo del smartphone.

Los analistas del sector esperan que el iPhone 5 sea el dispositivo móvil más vendido de todos los tiempos. Dada la forma en que Apple continúa ganando consumidores alrededor del mundo, el récord mundial del iPhone 5 probablemente durará exactamente un ciclo de ventas, hasta que se lance el iPhone 6.

En Estados Unidos, sin embargo, hay una posibilidad razonable de que el iPhone 5 mantenga por más tiempo el récord de ventas de smartphones en el país... tal vez para siempre. ¿Por qué? A medida que el auge del smartphone llegue a su fin y las operadoras móviles encarezcan las actualizaciones de dispositivos de forma que renovar el teléfono sea más oneroso para sus clientes, la popularidad del iPhone en territorio estadounidense posiblemente se estanque.

Se prevé que el número de usuarios estadounidenses de smartphones alcance los 140 millones a finales de 2012, lo que equivale al 57% de los clientes de telefonía celular, de acuerdo con Kevin Smithen, analista de Macquarie Securities.

El porcentaje de suscriptores de telefonía celular con un smartphone está en camino de superar el mágico umbral del 70% el próximo año, el nivel en el que la mayoría de los servicios de telecomunicaciones, como el cable y la banda ancha, históricamente han comenzado a frenar su rápido ascenso.

"El mercado del smartphone, y en particular el mercado del iPhone, se desacelerará el próximo año después de un fuerte volumen de envíos del próximo iPhone hacia fin de año", predice Smithen.

La tasa de actualización del smartphone en Estados Unidos ya ha comenzado a caer, gracias a una combinación de varios factores. La innovación se ha ralentizado en los últimos dos años y las operadoras de telefonía móvil han comenzado a encarecer las actualizaciones y hacerlas menos deseables.

Luego de que el lanzamiento del iPhone 4S diezmara absolutamente los márgenes de ganancias de las operadoras, éstas implementaron políticas de actualización más restrictivas aumentando las cuotas de activación, obligando a los clientes a adoptar planes escalonados y alargando el tiempo en el que los clientes debían permanecer bajo contrato para ser elegibles para un teléfono nuevo.

"Estas medidas deberían resultar en un menor número de actualizaciones totales... que las vistas en lanzamientos anteriores", señala Mike McCormack, analista de Nomura Securities.

Sí, el iPhone 5 se venderá como pan caliente. Pero para cuando el iPhone 6 aparezca, el mercado de los teléfonos inteligentes en Estados Unidos tendrá un aspecto muy diferente.

El número de actualizaciones del iPhone (esto es, los clientes que se pasan de una versión del gadget de Apple a otra) casi se duplicó en 2011 y se espera que se duplique nuevamente en 2012 para alcanzar los 20 millones, según estimaciones de Macquarie. Sin embargo, las previsiones para las actualizaciones del iPhone después de ese punto muestran una línea plana y estable.

La mayoría de los iPhones de Apple se venden a clientes totalmente nuevos (que no poseían una versión anterior). El año pasado, estos ‘newbies' o recién llegados al dispositivo de Apple compraron dos tercios de los 30 millones de iPhones vendidos en Estados Unidos, estima Macquarie.

Esos números comenzarán a caer conforme se reduzca el grupo de "clientes aún sin explotar" dispuestos a gastar en un nuevo iPhone. El año pasado, el iPhone representó el 45% de todas las ventas de teléfonos inteligentes en las "Tres Grandes" operadoras nacionales: Verizon, AT&T y Sprint. Los analistas de Macquarie, Nomura y otras firmas de Wall Street prevén que esta cifra aumente considerablemente este año, para luego estabilizarse.

"No creemos que Apple pueda aumentar su cuota de mercado en las Tres Grandes más allá de un 70%, ya que esperamos varios smartphones nuevos de gama baja de Amazon, Huawei, LG, Nokia, Microsoft y Motorola en el nuevo año, así como un Samsung Galaxy S4 en la gama alta", indicó Smithen.

En consecuencia, Macquarie predice que las ventas del iPhone alcanzarán el tope de 46.3 millones el próximo año antes de caer a 45.5 millones en 2014.

¿Quieres más noticias como esta?
Conoce las innovaciones y las tendencias tecnológicas más relevantes.

Por supuesto, no hay que olvidar que estamos hablando de Apple. La compañía tecnológica más grande del mundo ha corregido en repetidas ocasiones a los pesimistas. Gracias a la especialidad de Apple para distorsionar la realidad y a los groupies apasionados, el iPhone 6 y sus sucesores podrían volver a establecer nuevos récords en Estados Unidos.

"Siempre que haya fans de Apple, habrá demanda para el iPhone", apunta Ramón Llamas, analista de IDC. "Hay tantas cosas sobre el iPhone que la gente ama y codicia, y Apple sencillamente te persuade. Hay mucho para mantener el momentum de Apple por otro rato".

Ahora ve
La primera tormenta invernal de la temporada cubre de nieve el norte de México
No te pierdas
×