BlackBerry recupera a sus creyentes

Algunos analistas e inversores no creen que la firma tecnológica esté acabada ante la competencia; sus acciones han repuntado desde mínimos de seis dólares, pero aún tiene mucho camino por andar.
blackberry heins  (Foto: AP)
Kevin Kelleher

¿Acaso alguna compañía del sector tecnológico ha visto máximos más altos y mínimos más bajos en la última década que BlackBerry? Si recuerdas, BlackBerry (BBRY) -que a principios de este año cambió su nombre desde el más pesado aunque más poético de Research in Motion- alguna vez ascendió a grandes alturas. Hace diez años, se cotizaba a un modesto precio de 15 dólares por acción.

Luego, su reputación de fabricante de teléfonos de punta con mensajería segura y confiable -junto con un liderazgo temprano en el incipiente mercado de los smartphones- impulso sus acciones hacia arriba, arriba, arriba.

Hasta entonces, hace cinco años, las acciones de la compañía se cotizaban alrededor de 145 dólares por acción, un aumento de diez veces en sólo cinco años.

Los inversores alcistas estaban confiados en que la compañía canadiense que había creado el mejor teléfono móvil de la historia -bueno, hasta ese momento, al menos- estaba destinada a conquistar el mundo. (RIM fue alguna vez nombrada la compañía de más rápido crecimiento de Estados Unidos por Fortune) En vez de eso, los teléfonos inteligentes se volvieron, bueno, más inteligentes.

En 2007, el iPhone vino. Los consumidores lo vieron. Y Apple venció. Pese a todo ese encanto adictivo del teclado en relieve del BlackBerry debajo de sus pulgares, y sin importar lo fácil que fuera escribir correos electrónicos y mensajes en él, la pantalla táctil intuitiva del iPhone y las aplicaciones seductoras que lo acompañaban (¡Google Maps! ¡iPhoto! ¡Guitar Pocket!) apuntaron hacia un mundo decididamente postBlackBerry.

En ese mundo, BlackBerry ha luchado por encontrar su papel. Y aquí es donde los mínimos se volvieron bastante bajos. ¿Ese precio de acciones de 145 dólares por acción? Se produjo un año después de que el iPhone apareciera. El año pasado, descendió a seis dólares por acción.

BlackBerry prometió un teléfono con pantalla táctil que podría rivalizar con el iPhone o con muchos de los teléfonos Android desarrollados por Google que habían aparecido tras él. Ofrecer un nuevo sistema operativo móvil que tuviera fallas hubiera sido un suicidio para el producto, por lo Blackberry perfeccionó sus esfuerzos, a pesar de que significaba demora tras demora tras demora. Y para cuando el BB10 finalmente llegó en meses recientes, muchos habían descartado a la empresa para siempre.

He aquí un ejemplo de cómo algunos inversores renunciaron a la acción. Hace nueve meses, cuando las acciones de BlackBerry estaban cotizando cerca de sus mínimos recientes, los inversores bajistas habían vendido 88 millones de acciones en corto, o dos días su volumen promedio diario (llamado "días por cubrir" en el argot de Wall Street). A finales de mayo, el interés a corto había subido a 171 millones de acciones, o nueve días por cubrir.

En ese momento, las acciones de BlackBerry habían subido de seis dólares por acción a 14 dólares por acción. Sí, eso es más del doble de su precio en otoño pasado, pero ten en cuenta: Es todavía una décima parte de su precio de hace cinco años.

Cuando la primera película de Iron Man salió, podrías haber comprado las acciones de esta empresa a 145 dólares por acción. Y ahora que Iron Man 3 está en los cines, tendrías diez centavos por cada dólar invertido.

Al leer titulares sobre la batalla Apple contra Samsung, se podría pensar que todo ha terminado para BlackBerry. Pero no todos piensan así. Sigue habiendo un fuerte contingente de analistas e inversores que creen que los peores días de esta empresa han quedado atrás.

"Seguimos siendo negativos con BBRY y creemos que un cambio de tendencia hacia la rentabilidad sostenible basado en el BlackBerry 10 parece cada vez más improbable", dijo James Faucette en una reciente nota de Pacific Crest.

Contra esta marea, se produce el regreso de los creyentes de BlackBerry. Algunas personas -tal vez no tan dementes- creen que esta empresa tiene un segundo acto por delante. Y tienen algunos argumentos que les gustaría que escucharas.

Toma como ejemplo a Andy Perkins, analista de Société Générale. La semana pasada, envió una nota de investigación que impulsó a las acciones de BlackBerry a un alza del 6%. Empezó con una ambigua afirmación de que nadie sabe realmente cuántos teléfonos BlackBerry son comprados, pero su recuento sugirió algo alentador: cuatro millones este trimestre, frente a millón el trimestre anterior.

Con base en las ventas tempranas del Q10 y el Z10 en Reino Unido, "las ventas de dispositivos han sido más veloces de lo que habíamos asumido previamente", escribió.

Sí, es una fracción de los más de 30 millones de unidades de iPhones y teléfonos Galaxy que se prevé que sean vendidos este trimestre, pero también muestra que BlackBerry sigue siendo un competidor en esta despiadada carrera. No, nadie espera que lidere ahora mismo.

Pero, demonios, está haciendo un buen trabajo simplemente cabalgando con la manada.

Aunque Perkins consideró sus métricas como inciertas en términos de Wall Street, tomó la valiente decisión de mejorar la calificación de las acciones de BlackBerry a Comprar desde Vender y elevando su precio objetivo a 17 dólares por acción, desde 13 dólares por acción.

Un día más tarde, Maynard Um de Wells Fargo intervino, en apoyo de Perkins. Um reiteró su recomendación de compra, y dijo que las unidades de BlackBerry vendían lo suficiente como para justificar ingresos más altos que los que Wall Street estaba esperando.

Todo eso sigue a un debate de bajistas contra alcistas en CNBC, donde los alcistas argumentaron que está en su mejor posición en trimestres, así como a un análisis de observadores independientes, que han estado apostando a un regreso BlackBerry.

¿Quieres más noticias como esta?
Conoce las innovaciones y las tendencias tecnológicas más relevantes.

Por supuesto, los bajistas también siguen siendo elocuentes. Pero lo significativo acerca de BlackBerry es que hay una discusión en curso acerca de su futuro. Incluso eso era difícil de imaginar hace un año. Por un lado, sí, es difícil decir si esta empresa volverá a su antigua gloria. Por el otro, son justo estos tipo de sentimientos encontrados lo que en ocasiones pueden indicar un cambio de tendencia en una acción.

BlackBerry se ha recuperado de sus mínimos recientes, pero tiene mucho camino por delante para siquiera empezar a acercarse a sus máximos históricos. Eso en sí no sería sorprendente, excepto por el hecho de que los creyentes de la compañía han vuelto. Independientemente de lo que pienses acerca de las perspectivas de esta empresa, ese acontecimiento merece cierta consideración.

Ahora ve
Barack Obama sorprende a niños con una bolsa gigante de regalos
No te pierdas
×