El reto de los autos sin conductor

Se prevé que el primer vehículo totalmente autónomo se venderá en 2020, lo que genera grandes dudas; el primer problema es saber cómo delimitar responsabilidades en caso de accidentes de tráfico.
googlecar  (Foto: Getty)
Doron Levin

Las conversaciones sobre los vehículos sin conductor ya no giran en torno a su factibilidad. Ahora las nuevas preguntas son: ¿cuándo?, ¿quiénes serán los primeros en fabricarlos?, ¿quién será responsable cuando se produzca un accidente?

Nissan ha dicho que venderá un coche sin conductor en 2020. IHS pronostica que varios modelos estarán disponibles en 2025. Aunque ambas son conjeturas, muestran lo rápido que avanza la tecnología.

Lo que parecía inimaginable hace una década se vuelve más práctico, comprensible y real cada día. El Toyota Prius no tripulado de Google (en la imagen) ha acumulado cientos de miles de kilómetros sin incidentes en las carreteras de California. La mayoría de las automotrices están probando los coches sin conductor en pistas y, en fechas recientes, como atestigüé a principios de esta semana en Las Vegas, en el tráfico.

El Audi A7 equipado con "asistencia en embotellamientos" fue programado para conducir por sí solo en tráfico pesado a no más de 40 millas por hora (el jefe del equipo de proyecto del Audi, Dr. Bjorn Giesler, estaba detrás del volante). El coche estaba equipado con cámaras, sensores y un dispositivo especial que monitorea los ojos de un conductor para asegurar que no se duerma al volante. En cuyo caso el coche disminuye la velocidad, se detiene y pide ayuda.

Hay que pensar en el coche sin conductor como un robot. Para Audi y otros armadores, una pregunta clave es qué tanto debe recaer la conducción en el robot, y qué tanto en el conductor. El conductor decide. Los ejecutivos de la automotriz y otros fabricantes de automóviles dicen que el conductor, en cualquier caso, debe permanecer participativo y atento, listo a asumir el control en caso de que se presente algo inesperado: un automóvil que viaja en sentido contrario o fuera de control, por ejemplo.

Autos asistidos

Los ejecutivos de Audi no usan el término "sin conductor" (driverless), sino que hablan de conducción "pilotada" (piloted driving). Otros ejecutivos del sector emplean el concepto de conducción "autónoma" o "asistida". Solo Google insiste en que quiere un coche sin conductor, que pueda auxiliar a los ancianos y a los ciegos, así como a cualquier persona que preferiría estar leyendo un libro.

Los Audis de hoy y los modelos de muchas otras marcas ya están equipados con funciones como Adaptive Cruise Control que mantiene el vehículo a una distancia segura y velocidad constante detrás de los coches que están al frente. Varios tienen asistencia dinámica para carril, que alerta cuando un coche está saliéndose inadvertidamente de un carril y puede dirigir suavemente el coche de regreso.

Dada la multitud de sensores, condiciones climáticas, cambios de carretera, peatones y otros vehículos, la lógica robótica debe ser capaz de decidir de forma segura e instantánea si desea girar, acelerar o frenar. El software, el hardware y los algoritmos que examinan toda esta información son cada vez más baratos, más pequeños y rápidos. El año pasado, los sistemas de control ocupaban el maletero de un vehículo Audi, este año, los chips que funcionan como cerebro caben en un espacio de aproximadamente el tamaño de un libro.

Los reguladores estatales y federales aún deben decidir en qué circunstancias autorizar los llamados sistemas autónomos o, tal vez, si deben ser obligatorias las funciones como el control de distancia y velocidad o el asistente de carril, si se considera que hacen más seguro el viaje en automóvil.

Accidentes

Los seguros para automóvil son hoy un proceso muy sencillo. Pero ¿qué pasa cuando un coche pilotado golpea a un peatón? ¿O cuando un camión choca contra un coche pilotado? Una vez que la conducción pilotada se vuelva más común, la experiencia en el mundo real mostrará cómo ocurren muchos accidentes. Los actuarios tienen herramientas estadísticas para evaluar cuánto costarán los accidentes y, por lo tanto, la cantidad que las personas tendrán que pagar en primas de seguros.

¿Quieres más noticias como esta?
Conoce las innovaciones y las tendencias tecnológicas más relevantes.

En cuanto a la responsabilidad legal, una pregunta en una conferencia de prensa de Audi lo resumió de esta manera: "Si un coche sin conductor tiene un accidente, ¿quién es responsable? ¿El conductor?, ¿el propietario del coche?, ¿el Audi?"

Nadie ha respondido esas preguntas de forma definitiva, pero seguramente los vehículos sin conductor estarán involucrados en un menor número de accidentes que los que llevan a alguien al volante, de lo contrario, ¿cuál sería el interés en tener uno?

Ahora ve
Los bomberos de California logran frenar la propagación del fuego
No te pierdas
×