La piratería en China le da la espalda a la tecnología portátil

Los fabricantes de imitaciones de dispositivos no replican el reloj inteligente de Samsung debido a una falta de interés
.
samsung smartwatch reloj inteligente  .
Autor: Johan Nylander y Justus Krüger
(Reuters) -

Desde los anteojos futuristas Google Glass hasta los relojes inteligentes como el Galaxy Gear de Samsung, los gadgets como accesorios de moda se consideran la nueva atracción en la tecnología.

Pero los falsificadores de tecnología de China, con gran experiencia en la distinción de lo que es popular y lo que no, parecen ignorar esta nueva tendencia, en lo que un experto llama una “grave señal de advertencia” para los actores del mercado.

Lee: Los relojes inteligentes aún tienen que innovar

Los reporteros de CNN contactaron a las empresas mayoristas y minoristas en uno de los mayores distritos de comercio de electrónicos y del negocio de las “imitaciones”.

“No hay copias a la venta. Solo originales”, dijo el director de administración de la empresa mayorista que se especializa en dispositivos electrónicos móviles en Shenzhen, una ciudad de fábricas en la región sur Pearl River Delta de China.

“Quizá los tendremos (las copias) en algunos meses. No lo sé, no hay mucho interés”.

El floreciente mercado de bienes electrónicos falsificados de China es un dolor de cabeza para empresas de alta tecnología como Apple, HTC y Samsung, debido a las copias ilegales, con precios más bajos, de sus tan esperados productos.

Pero podría decirse que solo hay una cosa peor que ser copiado, ser ignorado. Y ese parece ser el caso con el nuevo reloj inteligente Galaxy Gear, de Samsung, uno de los primeros dispositivos portátiles comercialmente disponible y por lo tanto, un indicador de la categoría emergente.

Una visita a las tiendas del distrito comercial de Shenzhen, el epicentro en China del comercio de imitaciones electrónicas, sugiere que la demanda del reloj inteligente de Samsung es frígida.

“No encontrarás ninguna copia del reloj inteligente aquí. No he visto ni he escuchado de alguna”, dijo un joven que estaba ocupado en el envío de cajas, las cuales dijo que estaban llenas de teléfonos móviles falsificados.

“Ahora que lo pienso, nunca he visto a alguien con uno”, añadió.

Una victoria pírrica

El lanzamiento del Gear parecía una victoria frente a su gran rival Apple, que, según se rumora, lanzará su iWatch en algún momento de este año, pero el dispositivo brilló por su ausencia en los pasillos de mercados, empresas de logística y talleres.

“Nunca he visto una imitación de un Gear en esta ciudad”, dijo una joven que trabaja en una tienda llena de productos Samsung. Su tienda es una de las pocas que venden el Gear original, pero dijo que “no se venden bien”.

“[A los falsificadores] no les interesa el Gear, ya que la demanda de los clientes es demasiado baja”, dijo un asistente de otra la tienda, que vendía varios productos Samsung originales, pero no el reloj inteligente. “No lo vendemos más. No era popular”.

Con un precio de aproximadamente 300 dólares (4,000 pesos), los clientes chinos encuentran al nuevo gadget de Samsung demasiado costoso, añadió.

De las 20 tiendas visitadas por CNN, ninguna vendía relojes inteligentes Samsung Gear falsos y ninguna podía ofrecer pistas de dónde encontrar copias. Todas estas 20 tiendas vendían el reloj inteligente, entre cientos, tal vez miles, de puestos de mercado que no vendían el Gear de Samsung.

Señal de advertencia

La falta de versiones pirata del Gear es una “señal de advertencia seria”, dice Alf Rehn, un profesor de Administración en la Universidad Åbo Akademi, en Finlandia, quien ha estudiado durante años el fenómeno de la piratería mundial.

“La piratería se trata de beneficiarse de todo lo popular; crear algo lo suficientemente bueno que se vea como el original, y ganar dinero de aquellos que no están dispuestos o no pueden pagar el artículo original pero aun así quieren ‘tenerlo’.

“Esto no significa que el reloj inteligente Galaxy es todo un fracaso, sino que le habla principalmente a un pequeño grupo de entusiastas de los gadgets que pagarán por el original, en lugar de hablarle al mercado masivo.

“Así que esto no necesariamente es un desastre para Samsung, sino definitivamente una señal de advertencia grave, ya que la multitud de Shenzhen es el referente del consumo de electrónicos”.

No es raro que los productos muy esperados estén en el mercado antes del lanzamiento del original; había imitaciones pirateadas de iPhone en el mercado meses antes de que el primer iPhone se lanzara, añadió Rehn.

Asimismo, los productos no populares son abandonados sin contemplaciones por los encargados de la piratería, que simplemente no pueden costear quedarse atascados con el inventario. Hay historias sobre cómo los nuevos modelos de Nokia fueron básicamente descontinuados por los falsificadores antes de que el artículo genuino llegara al mercado, de acuerdo con Rehn.

“Esta es una economía de mercado que va a toda velocidad, donde cada producto enfrenta una decisión de ‘crecer o salir’ diariamente. La competencia es brutal”, añadió.

En un correo electrónico a CNN, Samsung dijo que el Galaxy Gear recibió “retroalimentación positiva de los clientes globalmente” y que se vendieron 800,000 unidades en los primeros dos meses después de su lanzamiento.

¿Quieres más noticias como esta?
Conoce las innovaciones y las tendencias tecnológicas más relevantes.

Sin embargo, el director del Centro Abierto de Innovación de Samsung, David Eun, dijo en una conferencia en noviembre que el Gear todavía es un “pequeño tomate verde” que no ha madurado para convertirse en algo especial.

La comunidad pirata de China parece estar de acuerdo.

Ahora ve
Donald Trump despide a Steve Bannon, su estratega en jefe
No te pierdas
×