Anula a espías con este celular

El Blackphone busca garantizar la privacidad y seguridad de ciudadanos, dice ejecutivo de la firma; comenzará a venderse el 14 de julio a través del sitio web de la compañía en todo el mundo.
El smartphone ofrece mensajes, llamadas y navegación web com  (Foto: Cortesía BlackPhone)
Carlos Fernández de Lara
CIUDAD DE MÉXICO (CNNExpansión) -

Si Gobiernos, criminales y espías industriales buscan conocer datos personales a través de los teléfonos móviles, los usuarios pueden pelear por su privacidad con la tecnología, aseguró Javier Agüera, cofundador de Geeksphone  y uno de los responsables detrás del desarrollo de Blackphone.

“Los Gobiernos deben responder a las demandas de los ciudadanos. Lo que es claro es que pocos  estarán de acuerdo en que el Gobierno acceda, sin ningún tipo de control judicial o legal, a sus comunicaciones móviles”, recalcó.

En México, Blackphone podría captar la atención de los usuarios frente a la inminente aprobación de las leyes secundarias en materia de telecomunicaciones, que será discutida en el pleno de la Cámara de Diputados en las próximas horas.

El dictamen, ya aprobado por el Senado, ha desatado críticas sobre temas de invasión a la privacidad y comunicaciones de los ciudadanos, pues otorgaría a las operadoras telefónicas en México (Telcel, Telefónica, Iusacell y Nextel), en coordinación con el IFT, la facultad de desarrollar tecnología para inhibir el uso de equipos de telecomunicaciones con el objetivo de combatir delitos o amenazas de seguridad nacional.

La legislación propone que todas las llamadas, datos personales del usuario y ubicación geográfica puedan ser monitoreadas por los operadores, que podrán conservar la información durante un año para que la autoridad pueda recurrir a ellos.

El Blackphone tiene la misión de garantizar al usuario que su privacidad y datos personales permanezcan seguros al momento de navegar por Internet, en llamadas telefónicas, servicios de mensajería o dentro de aplicaciones específicas.

“Blackphone agrega una capa de seguridad muy importante a los usuarios que son constantemente espiados. Más allá de Gobiernos, se trata de resguardar las comunicaciones de temas como el espionaje industrial o mantener la privacidad en las aplicaciones que usas todos los días, para que quienes las desarrollan no puedan hacer dinero a costa de tus datos”, detalló Agüera.

El teléfono inteligente, calificado como una de las tecnologías más disruptivas del 2014 por la revista especializada MIT Tech Review, fue desarrollado en alianza entre Geeksphone y Silent Circle, una firma suiza de seguridad dedicada a desarrollar aplicaciones y programas de seguridad para smartphones.

Blackphone opera con PrivateOS, una versión modificada del sistema operativo Android KitKat, que ofrece al usuario tecnología de cifrado en llamadas y video llamadas, mensajes de texto y datos, navegación web vía redes móviles e inalámbricas y en el uso de aplicaciones.

“Es un tema de la balanza entre seguridad nacional y los ciudadanos”, dijo Agüera, quien también reconoce que si un ciudadano es blanco de vigilancia gubernamental, difícilmente podrá eludirla.

“Si estás en la lista negra de un ente como la NSA, lo que menos debe preocuparte es si monitorean o no tu teléfono móvil. Si no vulneran tu equipo, te colocan micrófonos en tu casa u oficina, o con una antema parabólica se ponen a escuchar tus conversaciones. Sin embargo, la tecnología BlackPhone hasta donde nosotros estamos enterados no ha sido vulnerada”, asegura.

En caso de que un Gobierno demande los datos y contenidos de un usuario de Blackphone, Agüera tampoco podrá obtenerlos, al menos no de forma sencilla.

“Aunque lo deseen no van a poder acceder a las comunicaciones porque están encriptadas y nosotros no tenemos las claves. Para que un Gobierno quiera conocer el contenido del teléfono tendría que venir con nosotros, nosotros tendríamos que ir a Suiza a ejecutar el proceso y una vez ahí, lo único que les daríamos sería un disco duro con los datos cifrados. Así, la cantidad de información que pueden obtener es muy limitada”.

La otra cara de la moneda

Más allá de luchadores sociales, empresarios o usuarios de a pie, existe otro grupo de personas que podría encontrar atractivas las características de Blackphone para su estilo de vida: la delincuencia organizada.

Aunque Agüera reconoce que no ponen ningún de control o restricción en la venta del teléfono, agrega siempre existirá un balanza entre quienes usan la tecnología para el bien o aquellos que la aprovechan para ejecutar malas acciones.

“No podemos controlar el uso que se le da a la tecnología. No es tan relevante como podrías pensar”, dijo.

Los automóviles se usan para asaltar bancos, el GPS para direccionar misiles e incluso “los cuchillos de cocina se usan por desgracia para otras cosas”.

“A la tecnología se le puedan dar mil usos, pero creemos que en la balanza entre un simple beneficio y el derecho de una sociedad a tener privacidad. Además te garantizo que las redes criminales seguro ya opera con sus propias redes seguras de telecomunicaciones”.

Blackphone comenzará a venderse el 14 de julio a través del sitio web de la compañía en todo el mundo. Agüere afirma que pronto comenzarán a buscar alianzas con operadores telefónicos y distribuidores.

Ahora ve
La estatua de Diego Armando Maradona que provocó burlas en internet
No te pierdas
×