La IP pone en riesgo la privacidad de ciudadanos: Assange

La tercerización de programas de ciberseguridad y espionaje gubernamental afectan a los particulares ; 80% de los contratos de espionaje mundial están en manos de firmas privadas, dijo el activista.
Julian Assange  (Foto: Gabriela Chávez)
Gabriela Chávez /
CIUDAD DE MÉXICO (CNNExpansión) -

A medida que crece la preocupación civil por proteger la privacidad, ha crecido la frecuencia con la que organizaciones independientes preguntan al gobierno sobre programas de control y vigilancia ciudadana; sin embargo, los gobiernos –al sentirse observados– han comenzado a tercerizar programas de espionaje masivo y vigilancia digital al sector privado.

Actualmente 80% del negocio del espionaje masivo está en manos de contratistas y compañías privadas, dijo el fundador del sitio de informantes WikiLeaks, Julian Assange, lo cual hace más complicada la labor de organizaciones como la suya para revelar documentos y programas que ponen en riesgo la privacidad de la gente.

“El sector privado amenaza la privacidad de los ciudadanos”, dijo Assange en videoconferencia durante la celebración de la Cumbre Internacional de Datos Abiertos en la Ciudad de México.

A través de una pantalla enlazada desde la embajada de Ecuador en Londres, en donde permanece como asilado político desde junio de 2012, Assange aseguró que “el sector privado es el problema más grave que tiene actualmente la privacidad”. Dijo que mientras la presión civil ha logrado avanzar en exigir cierta transparencia a los gobiernos, los corporativos se mantienen un poco más al margen de la presión al ser entes privados.

“Evaden tener control de la información al tercerizar ls programas. (…) Como compañías privadas es más complicado tener visibilidad de todo lo que hacen”, dijo.  

Sin tregua para la privacidad

El más reciente paquete de correos electrónicos publicado por WikiLeaks el 21 de octubre, filtró correos personales propiedad del director de la Agencia de Inteligencia de Estados Unidos (CIA) John Brennan, los cuales revelaron proyectos de espionaje, evidencias de tortura por parte de organismos del gobierno estadounidense, además de comunicaciones personales, a lo cual Brennan argumentó que la publicación fue un acto intrusivo.

Ante la respuesta de la CIA, Assange aseguró que con una persona como él no deben considerarse límites en comunicaciones privadas.

“Es el asesino en jefe de los Estados Unidos. (…) Él no se siente agraviado por la tortura, ni por matar; no se siente agraviado por hacer espionaje masivo, pero si se siente agraviado por quedar expuesto”, dijo el activista en la videoconferencia.

¿Quieres más noticias como esta?
Conoce las innovaciones y las tendencias tecnológicas más relevantes.

Assange proyectó que hacia futuro, WikiLeaks mantendrá el compromiso de seguir informando y haciendo público lo que los gobiernos mantienen en secreto, pues dijo que “la secrecía es sinónimo de corrupción”.

Sin embargo advirtió que tanto WikiLeaks, como otros organismos y personas que tienen la tarea de informar, se enfrentan a un desafío tecnológico para continuar con su labor, ya que a medida que las mejoras tecnológicas avanzan, quienes tengan el mayor presupuesto para tenerlas y sacarles provecho, tendrán el control.

Ahora ve
Los mexicanos desconfían cada vez más en sus autoridades, revela un estudio
No te pierdas
×