Prueban el ‘Google Maps’ contra el cáncer cerebral

Especialistas de los hospitales Johns Hopkins y Civil de Guadalajara hicieron las primeras cirugías; con ellas, se obtuvieron más de 22 muestras de tejido cerebral.
cancer  (Foto: Carmen Kut, Jordina Rincon-Torroella, Xingde Li and Alfredo Quinones-Hinojosa/Johns Hopkins Medicine)
Renata Sánchez
CIUDAD DE MÉXICO (CNNExpansión) -

Tres pacientes mexicanos fueron los elegidos para probar por primera vez el “Google Maps” contra el cáncer cerebral, un dispositivo desarrollado en el Hospital Johns Hopkins de Estados Unidos para detectar tejido enfermo, a partir de la tomografía de coherencia óptica (TCO), una técnica que se ha usado por años para obtener imágenes de la retina, pero fue adaptada para reconocer células enfermas en el cerebro.

Después de un año para tramitar los permisos de los gobiernos de Estados Unidos y México para pruebas en pacientes humanos, así como la logística para trasladar los dispositivos necesarios, se realizaron tres neurocirugías simultáneas en las instalaciones del Hospital Civil de Guadalajara en noviembre pasado.

Se obtuvieron 22 muestras de tejido cerebral de tres pacientes: dos hombres y una mujer diagnosticados con tumores intra axiales, es decir, un tipo de cáncer que se originó en la parte cortical del cerebro, los cuales son difíciles de identificar y por tanto de reconocer durante su extracción, de acuerdo con el médico mexicano Alfredo Quiñones-Hinojosa de la Escuela de Medicina de Johns Hopkins y quien coordinó la colaboración con el Hospital Civil.

Las zonas de las que se extrajo el material fueron del lóbulo frontal, un área cercana al área motriz; de las áreas de Werner y Broca y del cerebelo, sin ninguna complicación explicó Quiñones-Hinojosa.

Las muestras se analizarán para comprobar la eficacia del dispositivo para detectar células cancerosas tanto por patólogos de Johns Hopkins como del Hospital Civil. Los resultados finales se publicarán en mayo o junio en alguna revista científica, explicó Quiñones en entrevista con CNNExpansión.

¿Quieres más noticias como esta?
Conoce las innovaciones y las tendencias tecnológicas más relevantes.

El investigador Xingde Li del Departamento de Ingeniería Biomédica de Johns Hopkins comentó que tardaron cinco horas en instalar el TCO en los tres quirófanos, por lo que ahora trabajarán en mejorar la ergonomía y simplicidad del aparato para construir un instrumento más sencillo de utilizar y comercializar.

“Me encantó utilizarlo me di cuenta que se usa de forma muy fácil, tendrá un beneficio increíble para el paciente y el médico”, comentó Quiñones quien agregó que continuarán con las pruebas clínicas en pacientes humanos hasta completar 10 pacientes.

Ahora ve
EU pide a Latinoamérica romper contacto comercial y diplomático con Pyongyang
No te pierdas
×