Publicidad
Publicidad

Convierte tu álbum Panini en una inversión

El costo de llenarlo oscila entre 2,100 y 3,800 pesos pero, en unos años, podrías venderlo por mucho más.
La fiebre del Mundial.
La fiebre del Mundial. Un hobby que apasiona tanto a chicos como a grandes. (Foto: ALFSnaiper/Getty Images/iStockphoto)

Cuando Elías Belauzarán comenzó a llenar su álbum Panini del Mundial de Sudáfrica 2010, no se imaginó que ocho años después lo podría vender en seis veces su valor.

“Colecciono álbumes desde el Mundial de España 82. Y en el de Sudáfrica decidí llenar dos, porque tenía varias estampas repetidas. Hace unos días lo ofrecí en Mercado Libre y un coleccionista me pagó 10,000 pesos por él”, explica el entrenador de fútbol de 48 años de edad.

Completarlo le costó aproximadamente 1,500 pesos a Belauzarán. Entre las estrategias que siguió para economizar su hobby fue intercambiar estampas entre amigos y compañeros del trabajo y asistir a los intercambios masivos en plazas comerciales y mercados de la delegación Gustavo A. Madero.

Lee: Conviértete en un millennial 'caza viajes'

Publicidad

Este año, Belauzarán no gastará en llenar dos coleccionables. “Está muy caro y no creo que en el futuro aumente su valor”. En 2014, año del Mundial de Brasil, el sobre de cinco estampas valía seis pesos. El precio este año ha aumentado 133%.

Daniel Urías, experto en finanzas personales y creador del blog Cooltura Financiera, estima que llenar el Panini de pasta suave, costaría poco más de 2,100 pesos, sólo si corres con la suerte de no tener estampas repetidas.

"El cuadernillo costaría 55 pesos con cinco sobres, más 132 sobres de 14 pesos cada uno (1,848 pesos) y nueve botellas de Coca-Cola de 2 litros (225 pesos)", explica, ya que el álbum incluye nueve estampas especiales de esta marca de refrescos, adicionales a las 682 tradicionales. Pero si tienes que comprar el doble, para evitar las repetidas, el costo se elevaría hasta los 3,800 pesos, comenta.

En poco menos de un mes, Belauzarán llenó su álbum. El gasto total fue de 2,000 pesos aproximadamente. Compró un paquete de 1,400 pesos con 500 estampas, después 30 sobres de 14 pesos cada uno y 40 estampas de entre 3 y 15 pesos. Los refrescos no los cuenta porque es un producto que tradicionalmente consume su familia.

Publicidad

La pasión por el futbol

Mauricio Labastida, director de ventas de una empresa contable y fiscal de 33 años, y su familia no dejaron pasar la oportunidad de armar el Panini de Rusia 2018, una experiencia de integración que realizan desde el Mundial de Brasil 2014.

Lo lograron en dos semanas. Compraron una caja de estampas, el 20% le salieron repetidas, que fueron utilizadas como moneda de intercambio para conseguir las que necesitaban.

Publicidad

“Las intercambié con mi grupo de amigos del trabajo, de empleos anteriores, en redes sociales y de un club deportivo al que voy”, comenta Labastida.

Después de que haber agotado sus estampas repetidas, Labastida compró 40 sobres para encontrar hologramas, escudos de los equipos y estadios. Con las estampas repetidas de esta segunda tanda, en mercados sobre ruedas de la delegación Benito Juárez intercambió tres estampas por una, más dos pesos. Así consiguió 40 estampas.

Aún así le faltaba conseguir 39 estampas especiales y algunas cromáticas. “Los cromos los vendían por fuera entre 15 y 80 pesos. Había una estampa difícil de encontrar, que es la doble cero, esa la vendían de manera informal hasta en 500 pesos”.

Llenar el Panini Rusia 2018 le costó a él y su familia 2,800 pesos. Sin contar las nueve estampas que venían en las etiquetas de Coca-Cola. El objetivo de la familia Labastida es, en el corto plazo, dedicar un lugar especial en su hogar para exhibir una colección de estos y otros productos y souvenirs futboleros que la familia ha coleccionado por años.

Publicidad

Lee: Guía financiera para armar tu patrimonio en 10 años

Urías asegura que si se busca convertir en inversión este gasto, será necesario conservar en excelente estado el álbum, guardarlo en un lugar especial lejos de la humedad y el polvo. Y esperar a que el tiempo decida si hay un comprador para él.

"Existen coleccionistas que compran las ediciones pasadas", dice Urías. Algunas personas lo hacen para montar exposiciones o ambientar restaurantes por ejemplo.

El especialista en finanzas personales agrega que, si ya estás montado en la fiebre del mundial, de una vez vayas organizando con tus amigos en casa de quién verán los partidos, para evitar gastar excesivamente en restaurantes, alimentos y bebidas. "Hagan un calendario y presupuesten los gastos", dice.

Publicidad
¿QUIERES MÁS NOTICIAS COMO ESTA?
Recibe los mejores tips para tu ahorro, gasto e inversión.

has quedado suscrito al newsletter

Ha ocurrido un error, por favor inténtalo más tarde

Publicidad