El dólar, por arriba de los 21 pesos por elecciones, TLCAN y Fed

Analistas financieros prevén que la mayor depreciación del peso mexicano se dará en junio en vista de la incertidumbre por los resultados de la contienda electoral.
A la lona.  El peso alcanzará niveles mínimos frente al dólar en junio y julio por el periodo electoral en México.  (Foto: iStock)
Dainzú Patiño /
CIUDAD DE MÉXICO (Expansión) -

El futuro incierto del Tratado de Libre Comercio de América del Norte (TLCAN), las elecciones presidenciales en México, tres o cuatro incrementos en la tasa de interés de referencia en Estados Unidos, presionarán a la moneda mexicana hasta niveles por arriba de los 21 pesos por dólar spot, prevén analistas.

El primer factor que juega en contra del peso mexicano frente al dólar es la renegociación del TLCAN. Aún hay diferencias entre Canadá, México y Estados Unidos, y no se observa la posibilidad de lograr un acuerdo en el corto plazo, dijo a algunos medios Robert Lighthizer, representante comercial de Estados Unidos la semana pasada.

La incertidumbre de tener o no un TLCAN renegociado vulnera al peso mexicano porque limita las nuevas inversiones y planes de expansión de varias empresas, se detiene la entrada de capital a México o se va de aquí por una alta especulación, refiere CI Banco en un análisis.

La posibilidad de lograr un acuerdo en el corto plazo sobre el TLCAN ha disminuido, es de 30%, y mientras Estados Unidos no ceda en sus posturas inflexibles, el peso mexicano se mantendrá volátil y cada vez más cerca de superar los 20.00 por dólar spot, refiere la institución financiera.

Apenas el lunes pasado el dólar se vendió en bancos en 20.25 pesos.

Contienda electoral

Es común que el peso se deprecie cuando hay elecciones, en promedio en las últimas tres contiendas se depreció 10.74%, pero en la última elección perdió valor hasta por 16% lo que implicaría que en estas elecciones pueda llegar por arriba de los 21 pesos, comenta Gabriela Siller, directora de Análisis Económico y Bursátil de Banco Base.

Por el proceso electoral, hasta junio predominará la especulación en el mercado, lo que puede acelerar la depreciación del peso frente al dólar y llevarlo en la primera quincena de junio.

Tomando como referencia el segundo trimestre del 2000, 2006 y 2012, el peso, en su cotización interbancaria, cayó 4.73% frente al dólar. La moneda mexicana normalmente encuentra su mejor nivel -en un año de elección presidencial- en marzo y el escenario más adverso en junio.

Como ejemplo, en el 2012, el mejor momento del peso frente al dólar se dio el 13 de marzo cuando llegó a cotizarse en 12.6220 pesos por dólar; el lapso de mayor presión llegó el 1 junio cuando la paridad fue de 14.3520 pesos por billete verde. Lo anterior implicó una depreciación de 13.71% entre ambos puntos

Lee: Elecciones la volatilidad por venir

“Cada seis años viene un periodo de incertidumbre por elecciones, eso se refleja en el tipo de cambio, en promedio tres meses antes de la elección”, comentó Marco Oviedo, economista jefe para América Latina de Barclays.

Para después de los resultados de la elección desaparecerá la incertidumbre por conocer al ganador, pero llegará la incertidumbre por saber los planes de quien resulte electo, y eso comúnmente se sabe hasta el primero de diciembre cuando toma posesión el nuevo gobierno, explicó Oviedo.

Después de las elecciones, la tendencia que tome la moneda mexicana dependerá del ganador, del margen con el que obtuvo su victoria, de sus mensajes de política económica y de si obtuvo o no la mayoría en el congreso, detalla James Salazar Salinas subdirector de Análisis Económico en CI Banco.

La última encuesta sobre las expectativas de los especialistas en economía del sector privado del Banco de México (Banxico) muestra que los niveles más altos para el dólar se esperan para junio, mes previo a las elecciones, y en julio cuando se tengan los resultados.

La encuesta del banco central indica una media de 19.25 pesos por dólar para junio, de 19.19 para julio y de 18.83 para diciembre.

Presión por la Reserva Federal

El mercado ya anticipa una mayor alza en las tasas de interés de Estados Unidos por datos sólidos económicos y un repunte de la inflación, refiere Salazar.

Lee: Estadounidenses reportan finanzas más sólidas en el primer año de Trump

Aunque la Reserva Federal ha anticipado que subirá su tasa de fondeo tres veces más este año, hay inversionistas que cada vez apuestan a que la Fed subirá la tasa en cuatro ocasiones, esta probabilidad ha aumentado hasta 50%, refiere el analista.

Esa decisión hará más atractivos los activos del mercado de dinero en dólares, y esto fortalecerá a la divisa estadounidense frente a la mayoría de las monedas del mundo, incluyendo la mexicana, concluye CI en su análisis.

Con información de Alejandro Mendoza.

Noticias del día
Dos envíos de lunes a viernes con las noticias más importantes.
Ahora ve
Carlos Urzúa, el hombre de AMLO para Hacienda, promete austeridad
Te Recomendamos
×