Publicidad
Publicidad

Al Asad pide "neutralidad e independencia" en las negociaciones de paz

El nuevo enviado de la ONU y la Liga Árabe, Lakhdar Brahimi, se reunió por primera vez con el mandatario para tratar el conflicto en Siria

El presidente sirio, Bachar al Asad, dijo este sábado que está comprometido a resolver la crisis en su país siempre y cuando las negociaciones de paz se lleven a cabo con "neutralidad e independencia", reportó la prensa estatal. 

Al Asad se pronunció sobre el conflicto durante una reunión en Damasco con Lakhdar Brahimi, el nuevo enviado internacional para la paz de Siria.

"El éxito de la labor política está vinculado con presionar a los países que financian y entrenan a los terroristas, para que confisquen armas en Siria para impedir tales actos", dijo el presidente, según el reporte de la Agencia Árabe Siria de Noticias (SANA).

Brahimi reemplazó a Kofi Annan como el  mediador de Naciones Unidas y la Liga Árabe  para el conflicto. En la reunión con el mandatario sirio destacó la necesidad de que ambas partes acuerden una solución y reiteró que el pueblo sirio es prioridad. 

Publicidad

"Creo que el presidente está más consciente que yo del alcance y la gravedad de esta crisis", dijo el funcionario tras el encuentro con al Asad. 

Por ahora, Barhimi no tiene un plan para finalizar el conflicto.

"Nosotros, sin embargo, estableceremos el plan a seguir después de escuchar a todas las partes internas, regionales e internacionales, a la espera de que dicho plan podrá abrir canales hacia el fin de la crisis, y de que estará acompañado por una clara estrategia", detalló.

Brahimi abrirá una oficina en Damasco. En este sentido, al Asad dijo que su gobierno le permitirá llevar a cabo sus actividades.

Publicidad

Las pláticas iniciales ocurren el mismo día en que 72 personas murieron en el país, de acuerdo con los Comités de Coordinación Local.

El enviado también celebró el "sincero y exhaustivo" diálogo con el ministro de Relaciones Exteriores, Walid Moallem, informó la ONU mediante un comunicado.

"El señor Brahimi enfatizó que, como dijo antes, él no escatimará esfuerzos para ayudar a encontrar una solución a la crisis", señaló el comunicado. "Los únicos dueños de este esfuerzo es el pueblo sirio, cuyo bienestar y seguridad es su principal preocupación".

Brahimi, un exministro de Asuntos Exteriores argelino y enviado de la ONU a Afganistán, planea reunirse con figuras de la oposición y otros grupos durante su visita.

Publicidad

Fue nombrado para el cargo después de que  Annan renunció en agosto .

NOTICIAS DEL DÍA
Dos envíos de lunes a viernes con las noticias más importantes.

has quedado suscrito al newsletter.

Publicidad