Francia vive caos por huelga

El transporte y el sector energía realizan un paro en contra de las políticas del gobierno galo Nicolas Sarkozy quiere reformar el plan de pensiones para los trabajadores gubernamentales.
El paro de labores de los sectores de transporte y energía a  (Foto: )
PARÍS (CNN) -

Los trabajadores del transporte y sector energético franceses en huelga causaron el miércoles numerosos trastornos por segunda vez en un mes, en una protesta por la entrega de pensiones que hasta el momento es la mayor prueba a la estrategia de reforma del presidente Nicolas Sarkozy.

Los servicios ferroviarios se vieron interrumpidos, y la capacidad de producción energética fue reducida, pero había señales de que el paro podría llegar a un pronto fin luego de que sindicatos y el Gobierno llegaron a un acuerdo sobre métodos de negociación.

"El presidente cree que hay una posibilidad para el espíritu de responsabilidad en hallar una salida al conflicto", dijo el portavoz presidencial David Martinon.

Sarkozy tiene un amplio apoyo público para la reforma que apunta a poner a las generosas provisiones de pensiones para aproximadamente 500,000 trabajadores del sector público en línea con las de todo el resto de los trabajadores, con vistas a una reforma general del sistema de pensiones el próximo año.

Las calles de París se poblaron de ciclomotores, bicicletas, autos y peatones desde antes del amanecer, mientras la capital intentaba ir a trabajar sin el sistema de transporte subterráneo y ómnibus habitualmente eficiente.

"Tengo enfermeras, cuidadores y otros empleados que hacen un trabajo muy duro y no tienen pensiones especiales", precisó Gerard Alaux, dueño de un hogar de ancianos, quien estaba caminando los 6 kilómetros hasta su trabajo porque su línea de metro no funcionaba.

"Hoy en día no podemos evitar una reforma de las pensiones", agregó.

Sólo un puñado de trenes estaban programados para el miércoles y los sistemas de metro y autobús de París funcionaban con servicios muy reducidos, aunque algunas líneas estaban menos afectadas que lo previsto inicialmente.

El operador ferroviario SNCF dijo que la participación de los trabajadores fue del 61.5%, en comparación con el 73.5% del 18 de octubre.

Eurostar, que el miércoles cambió por primera vez la estación de salida de Londres a St. Pancras desde Waterloo, funcionaba con normalidad.

Los trabajadores del sector energético en huelga redujeron su capacidad de producción en aproximadamente un 12% en las plantas nucleares de EDF, y bloquearon las cargas e inyecciones de gas en la red desde la terminal de gas de Fos-sur-Mer.

Ahora ve
No te pierdas