Exiliados quieren cambio de EU para Cuba

Los exiliados cubanos aún defienden el embargo económico impuesto por EU a la isla; pero cada vez son más los que quieren un alivio a las restricciones impuestas en los últimos añ
WASHINGTON (CNN) -

Los exiliados cubanos aún defienden el embargo económico impuesto por Estados Unidos a la isla, pero cada vez son más los que quieren un alivio a las restricciones impuestas en los últimos años y un mayor contacto con su país, reveló el lunes un sondeo.

La mayoría, o un 57% de los encuestados, quiere que se restablezcan las relaciones diplomáticas con La Habana, según la encuesta realizada a 1,000 cubano estadounidenses por la Universidad Internacional de Florida.

"La mayoría de los cubano americanos ya no parece creer que el aislamiento está funcionando", dijo Vicki Huddleston, ex jefa de la sección de intereses de Estados Unidos en La Habana y miembro del Brookings Institution, un centro de investigación en Washington que ayudó a organizar el sondeo.

Del total, un 57.5 por ciento defiende la manutención del embargo económico impuesto por Estados Unidos a la isla de gobierno comunista en 1962, un porcentaje menor al 66% que quería el embargo en el 2004, según el mismo sondeo.

Se trata del menor porcentaje de aprobación al embargo económico desde que se empezó a hacer el sondeo, en 1991, según los encuestadores de la universidad. Desde esa época, la encuesta se ha efectuado en ocho oportunidades.

La mayoría de los cubano estadounidenses también quiere una liberalización de la política hacia la isla, endurecida en el 2004 por el gobierno del presidente George W. Bush, lo que dificultó viajes y el envío de dinero por parte de los exiliados a sus parientes.

Un 64.4% se mostró favorable al alivio de esas restricciones, como el permiso de viajar a la isla sólo una vez cada tres años para los cubano estadounidenses.

Del total, un 55% apoya el permiso para viajes sin ningún tipo de restricción a Cuba, el 62% defiende que se pueda vender alimentos y un 71% que se permita comercializar medicamentos.

La encuesta se dio a conocer en momentos en que varios legisladores en el Congreso, controlado desde enero por los demócratas, buscan hacer cambios en la política estadounidense hacia la isla.

Pero especialistas en el tema cubano creen que poco o casi nada cambiará en la política hacia La Habana, porque los cubano estadounidenses que llevan más tiempo en el país son los más conservadores y los que tiene más poder en las elecciones.

"Los cubano estadounidenses encuestados para este sondeo que están a favor de un de una política más blanda no tienen poder político en Miami", dijo Daniel Erikson, del Inter-American Dialogue, un centro de investigación en Washington.

"Muchos no son ciudadanos y los que son ciudadanos no son grandes contribuyentes para campañas (políticas), entonces su voz no se hace escuchar tanto como la de los más conservadores", agregó.

La encuesta fue criticada por legisladores que defienden mantener el embargo económico como está actualmente.

"Este es otro de esos 'sondeos anuales' hechos por aquellos que quieren levantar unilateralmente las sanciones para el beneficio del régimen de (Fidel) Castro, con un interés económico", dijo Ana Carbonell, jefe de equipo del congresista republicano Lincoln Diaz-Balart, al periódico the Miami Herald.

El sondeo tiene un margen de error de +/- 3,2 por ciento y se realizó en los condados de Miami-Dade, en Florida.

Ahora ve
No te pierdas