Zoellick dice que pacto OMC es posible

El nominado a la presidencia del Banco Mundial dijo que puede concretarse un convenio; esto ayudaría en las negociaciones de la Ronda de Doha sobre el comercio global.
Zoellick cree que la Ronda Doha es viable. (Archivo Reuters)  (Foto: )
PARÍS (CNN) -

El nominado a la presidencia del Banco Mundial, Robert Zoellick, dijo el martes que consideraba que puede concretarse un convenio en las negociaciones de la Ronda de Doha sobre el comercio global y que tal acuerdo daría un fuerte impulso al desarrollo y el crecimiento.

"Creo que un convenio puede alcanzarse. Creo que un convenio debería alcanzarse. Creo que esto marcaría un gran paso para el desarrollo y el crecimiento, de manera que me gustaría tratar de ayudar", dijo a los periodistas tras un encuentro con el ministro francés de Relaciones Exteriores, Bernard Kouchner.

Los comentarios de Zoellick, un ex representante Comercial de Estados Unidos, se conocen una semana después de que el jefe de la Organización Mundial de Comercio, Pascal Lamy, dijera que la conclusión exitosa de negociaciones de la Ronda de Doha estaba al alcance.

"Me complacería tratar de trabajar con la OMC y los estados miembros para ver cómo podríamos ayudar en la conexión comercial", dijo Zoellick, actualmente de gira por Europa para recaudar apoyo a su nominación, lanzada por el presidente estadounidense, George W. Bush, como reemplazo de Paul Wolfowitz en la jefatura del Banco Mundial.

Hasta ahora Zoellick es el único candidato para el cargo que quedó vacante tras la salida de Wolfowitz el mes pesado, en medio de un escándalo sobre ética relacionado con su novia.

No es probable que alguien le dispute el cargo, pese al esfuerzo de algunos países en desarrollo para que se abra el proceso de selección, a fin de incluir a candidatos de otras nacionalidades.

Zoellick ha dejado en claro su intención de llevar el organismo que lucha contra la pobreza a sus tareas habituales.

"La necesidad inmediata es calmar las aguas en la institución que han estado agitadas", dijo Zoellick.

"Lo clave es estar abierto y escuchar. Probablemente hay algunas frustraciones que la gente necesita expresar", agregó.

Zoellick, quien se reunió con el presidente francés, Nicolas Sarkozy, el lunes en París, dijo que su anfitrión fue "muy gentil".

El portavoz de Sarkozy dijo el lunes que el mensaje a Zoellick sería que el Banco Mundial debe concentrar sus esfuerzos en reducir la pobreza en Africa.

"África seguirá siendo una fuerte prioridad para el Banco Mundial", dijo Zoellick a los periodistas.

"No es sólo una cuestión de abrir mercados, sino una cuestión de tener los programas de desarrollo para permitir que los países se beneficien de la apertura de mercados", dijo.

Ahora ve
No te pierdas