UAM estudia el "síndrome de indefensión"

Especialistas en psicología estudian cómo la pobreza puede crear patrones en el comportamiento; la "indefensión social" genera entre otros rasgos, un bajo nivel de expectativas y de iniciativ
El clima económico podría distraer la atención de los lídere  (Foto: )
CIUDAD DE MÉXICO (Notimex) -

Las condiciones de pobreza presentan patrones de comportamiento donde las expectativas de una mejor calidad de vida se ven limitadas y lejanas, afirmó el investigador de la UAM, Víctor Cárdenas González.

El especialista en psicología social se refirió al Síndrome de Indefensión causado por pobreza, y recordó que desde los años 90 se desarrolla el concepto de resiliencia, un rasgo psicológico sobre la capacidad humana para responder y sobreponerse a las adversidades.

La hipótesis, sostuvo el experto de la Universidad Autónoma Metropolitana (UAM), es que las personas desarrollan esa capacidad a partir de una seguridad emocional que obtienen en los 18 primeros meses de vida dentro del núcleo familiar.

Esta facultad está relacionada con lo que se denomina Seguridad Emocional Básica que depende de las relaciones familiares, aunque se puede adquirir después de la infancia con el apoyo de agentes externos (de carácter social).

Para profundizar en el tema, especialistas del Área de Procesos Psicosociales de los Fenómenos Colectivos del Departamento de Sociología investigan el Síndrome de Indefensión causado por la pobreza, que se aplica en la comunidad San Lorenzo, municipio de Xilotepec, estado de México.

En esa zona, detalló Víctor Cárdenas, la gente sobrevive por lo general a partir de programas gubernamentales de asistencia por falta de empleo.

Aunque existe la posibilidad de desarrollar actividades propias del campo, la mayoría de los habitantes han emigrado o vendido sus tierras para buscar alternativas laborales en la ciudad.

La mayoría de los hombres se van a Querétaro o a la ciudad de México y regresan los fines de semana, muchos jóvenes en edad escolar siguen este patrón y, por tanto, abandonan sus estudios, mencionó el académico en entrevista.

La investigación se lleva a cabo en una escuela secundaria en San Lorenzo, municipio de Xilotepec, de acuerdo con un comunicado de la UAM.

Los especialistas estudian la indefensión aprendida bajo la hipótesis de que además de las condiciones físicas y materiales de existencia, la pobreza genera patrones de comportamiento como poca iniciativa, abandono de la escuela y bajas expectativas.

Cárdenas González explicó que han identificado conductas de indefensión, pues hay adultos con bajas expectativas de mejora esperando que sus hijos terminen la secundaria para luego incorporarse al trabajo de la construcción, los varones, y las mujeres para ocuparse como trabajadoras domésticas en la ciudad.

Ahora ve
No te pierdas