70,000 puentes en riesgo en EU

De los 607,363 puentes en la Unión Americana, 73,533 son considerados estructuralmente deficien se calcula que su reparación tardaría dos décadas y costaría unos 188,000 mdd.
Las autoridades federales recomendaron a los estados inspecc  (Foto: )
WASHINGTON (AP) -

Más de 70,000 puentes en todo Estados Unidos presentan deficiencias estructurales como las del que se derrumbó en Mineápolis, y se calcula que su reparación consumiría dos décadas y unos 188,000 millones de dólares (mdd), según la Sociedad Estadounidense de Ingenieros Civiles.

Por esos puentes transitan en promedio 300 millones de vehículos por día.

No está claro cuántos de ellos presentan problemas de seguridad. El jueves por la noche las autoridades federales recomendaron a los estados que inspeccionaran los puentes similares al que cayó al río Mississippi en Mineápolis.

El director de la Junta Nacional de Seguridad en los Transportes, Mark Rosenker, no obstante, afirmó el viernes que no hay razón para alarma.

''No hay que preocuparse en absoluto'', expresó Rosenker. ''Las normas adoptadas como resultado de recomendaciones que hicimos hace 30 años han mejorado las condiciones y los parámetros''.

''De todos modos, a raíz de este desastre catastrófico, vamos a revaluar esas normas y determinar si hay que ajustarlas y hacerlas más severas'', agregó.

''Tenemos un vídeo del derrumbe, que dura aproximadamente tres segundos. Podremos usarlo en las investigaciones para que nos den una idea de dónde comenzaron las fallas estructurales'', señaló Rosenker.

Indicó que es demasiado pronto para saber si el accidente pudo ser evitado. ''(Los puentes) Son construidos para que no se caigan. Esto es una anomalía'', manifestó al ser entrevistado en un programa de televisión, ''Good Morning America''.

En otro estudio de costos, la Administración Federal de Vías ha dicho que las reparaciones atrasadas de puentes costarían unos 55,000 mdd. El cálculo data de hace cinco años.

Son fondos que el Congreso, el gobierno federal y los estados hasta ahora no han podido o no han querido gastar.

''No estamos haciendo lo que los ingenieros dicen que deberíamos hacer'', dijo Gregory Cohen, presidente de la Alianza Estadounidense de Usuarios de Autopistas, un grupo defensor de los derechos de los automovilistas.

''Desgraciadamente, cuando se invierte menos de lo que se debe en caminos y puentes... esta es la consecuencia peligrosa'', dijo Cohen en alusión al derrumbe del puente. Los ingenieros, dijo, calculan que se debe invertir 75,000 mdd anuales para impedir un mayor deterioro de vías y puentes, pero se gasta alrededor de 60,000 millones.

Por lo menos 73,533 de los 607,363 puentes en Estados Unidos, el 12%, son considerados ''estructuralmente deficientes'' según cifras de la Administración Federal de Vías de 2006. Algunos de ellos fueron construidos en los 90.

El gobierno federal proporciona el 80% del dinero para construcción, reparación y mantenimiento del llamado sistema de ayuda federal vial, que incluye las autopistas interestatales y sus puentes. Pero los estados fijan las prioridades y otorgan los contratos de construcción y mantenimiento.

Se dice que un puente es estructuralmente deficiente si se prohíbe el paso de camiones pesados o tiene otras restricciones de peso, si necesita obras inmediatas para seguir abierto o si está clausurado. En todo caso, se considerada que ese puente necesita mantenimiento, rehabilitación o incluso debe ser reemplazado.

Líderes legislativos dicen que la cantidad de puentes que necesitan reparaciones es demasiado grande y el dinero disponible muy escaso.

El jefe de la mayoría senatorial Harry Reid, demócrata, afirmó que hay infraestructuras deficientes en todo el país, mientras que la senadora demócrata Patty Murray, quien preside un panel que controla los gastos en transporte, dijo que el gobierno de George W. Bush había amenazado con vetar cualquier propuesta de incrementar ese presupuesto.

El subsecretario de prensa de la Casa Blanca Scott Stanzel acusó a los demócratas de explotar la tragedia del puente con fines políticos. Aseguró que durante la gestión de Bush el presupuesto para mantenimiento de carreteras había aumentado un 30%. Dijo que la amenaza de veto estaba relacionada con otros temas, no con el mantenimiento de las carreteras.

Los demócratas no son los únicos que se quejan.

El representante republicano Tom Petri dijo que ''la gente piensa que están ahorrando dinero al no invertir en infraestructura, y el resultado es catástrofes como esta''.

Los costos son solo parte del problema. La secretaria de Transporte Mary Peters declaró a la AP que había pedido al inspector general de su departamento que evalúe las normas que rigen las inspecciones, incluida su frecuencia.

Ahora ve
No te pierdas