Tormenta Gabrielle, a Carolina del Norte

El fenómeno meteorológico está causando lluvias y fuertes vientos en áreas costeras de EU; es poco probable que se dirija hacia México
MIAMI (CNN) -

La tormenta subtropical Gabrielle se dirigía firme a través del océano Atlántico hacia Carolina del Norte el sábado, provocando advertencias de lluvia y fuertes vientos en áreas costeras para el domingo temprano.

Gabrielle, la séptima tormenta con nombre de la temporada de huracanes del Atlántico, se encontraba a unas 315 millas (505 kilómetros) al sureste de Cabo Lookout, Carolina del Norte, a las 05:00 hora local (09:00 GMT), según informó el Centro Nacional de Huracanes de Estados Unidos.

La tormenta llegó a registrar vientos de 45 millas (72 kilómetros) por hora con fuertes ráfagas tras subir de categoría a una depresión subtropical el viernes, mientras se pronosticaba que se fortalecerá de manera gradual en las próximas 24 horas, dijo la agencia con sede en Miami, en un comunicado.

"Se espera un leve fortalecimiento al tiempo que Gabrielle adquiere características tropicales", dijo el centro, y agregó que era poco probable que se fortalezca significativamente.

Los fuertes vientos deben alcanzar al menos 74 millas (119 kilómetros) por hora para que una tormenta tropical o subtropical se convierta en huracán.

Se pronosticaron lluvias de entre 2 a 6 pulgadas (5 a 15 centímetros) en las áreas costeras de Carolina del Norte, dijo el centro.

"Se hace un llamado urgente a los residentes de la costa desde el condado de Onslow al norte a Outer Banks a tomar medidas para proteger cualquier propiedad que podría verse amenazada por las condiciones de tormenta tropical", dijo el Servicio del Clima Nacional en un comunicado en la tarde del viernes desde Newport, Carolina del Norte.

"Los vientos comenzarán a alcanzar una fuerza de tormenta tropical junto a la costa la mañana del domingo. En este punto se espera que los vientos alcancen entre 45 a 55 millas por hora (72 a 89 kilómetros)", dijo.

El incremento de los oleajes y mareas más altas se combinarán para producir fuertes y peligrosas corrientes en las áreas costeras, dijo el centro.

Modelos de computadora utilizados para pronosticar la ruta de las tormentas indicaban que probablemente el sistema se dirigiría hacia el noroeste, rumbo a la costa de Carolina del Norte, antes de girar hacia el noreste, a aguas más frías.

Sin embargo, es muy improbable que el sistema pueda llegar a las máxima categoría de fuerza de la escala Saffir-Simpson, como los huracanes Dean y Félix, que azotaron la península de Yucatán en México en agosto y Centro América esta semana, respectivamente.

La temperatura de la superficie del agua y las condiciones atmosféricas frente a la costa sureste de Estados Unidos no son tan adecuadas para los ciclones tropicales como el oeste del Caribe, donde se formaron y ganaron fuerza Dean y Félix, dijo anteriormente el centro de huracanes.

Ahora ve
No te pierdas