Y el ganador del Grammy es: Barack Obama

En los premios musicales, el senador por Illinois venció a otro Clinton: el ex presidente de EU Obama ganó por la versión sonora del libro The Audacity of Hope, y Bill no pasó de las nominaci
El candidato demócrata se enfrentó esta vez al esposo de su  (Foto: )
LOS ÁNGELES (CNN) -

El precandidato presidencial demócrata Barack Obama superó a Bill Clinton en una contienda casi tan reñida como la observada en las elecciones primarias que se están desarrollando en Estados Unidos, los premios de la industria de la música, los Grammy.

El domingo, Obama obtuvo el Grammy por la versión en sonido de su éxito en ventas "The Audacity of Hope: Thoughts on Reclaiming the American Dream".

El premio representa la segunda estatuilla del demócrata, que en el 2006 fue reconocido por la versión sonora de "Dreams From My Father", una memoria publicada por primera vez en 1995.

El senador de Illinois, quien se encuentra dentro de una reñida contienda con la esposa de Bill Clinton, Hillary, por la nominación demócrata a la presidencia, no estuvo presente en la ceremonia de premiación, en el centro de Los Angeles, pues debía presentarse en Virginia.

Bill Clinton buscaba su tercer Grammy con "Giving: How Each of Us Can Change the World", un llamado al servicio público.

En tanto, Hillary Clinton obtuvo el premio en 1997, cuando aún era primera dama, por su libro "It Takes a Village".

Ningún político republicano ha obtenido el galardón desde 1968, cuando Everett Dirksen fue reconocido.

El más reciente libro de Obama, publicado en octubre del 2006, establece que los estadounidenses tienen más en común de lo que sugieren los polarizados políticos.

Además, incluye anécdotas personales sobre sus luchas para equilibrar el servicio público y la vida familiar. Sus apariciones para promover el libro generaron una atmósfera de estrella de rock, lo que ayudó a estimular sus aspiraciones presidenciales.

En las últimas semanas Obama ha enfrentado la ira de Bill Clinton. El ex presidente señaló que la constante oposición de Obama a la guerra de Irak era un "cuento de hadas", y sostuvo que colocar a Obama en la Casa Blanca sería como tirar los dados.

Obama se refirió a las declaraciones de Clinton como "conflictivas", y desde entonces el ex presidente ha bajado el tono a su retórica de campaña.

Ahora ve
No te pierdas