No nos intimidan con bombas: Ebrard

El jefe capitalino aseguró que no podrán interponerse en los programas de seguridad; el atentado iba dirigido a un directivo de la policía que ayudó en la captura de narcotraficant
El explosivo estalló sobre Av. Chapultepec esquina Monterrey
CIUDAD DE MÉXICO (CNN) -

El estallido de un artefacto en la capital mexicana destinado a un jefe policial no intimidará al Gobierno local, dijo el jefe de gobierno de la Ciudad de México, Marcelo Ebrard, luego de una inusual serie de arrestos a sicarios del narcotráfico.

El artefacto estalló el viernes pasado en las manos de un hombre identificado por la fiscalía como Juan Manuel Meza.

De acuerdo con las investigaciones, Meza, quien falleció poco después del estallido, buscaba colocar el explosivo en el estacionamiento de la Secretaría de Seguridad Pública de la capital, donde los jefes policiales dejan sus autos.

Pero el artefacto detonó anticipadamente.

"Si el objetivo era intimidar, no lo van a lograr. Hay un programa de seguridad y vamos a seguir adelante hasta que cumplamos el 100% de nuestras metas", dijo Ebrard durante un discurso en un acto oficial.

El alcalde agregó que, tras el fallido atentado, los jefes de la policía cuentan con "el respaldo ilimitado" de su Gobierno para continuar con sus labores.

Las investigaciones de la fiscalía no mencionaron el nombre del directivo de la policía local a quien iba dirigido el ataque, pero versiones de prensa dijeron que podría ser algún jefe vinculado con los recientes arrestos de varios grupos de sicarios del narcotráfico, inusuales en la capital del país.

Siete sicarios capturados la semana pasada en la capital y otros 11 hace varias semanas, son acusados de integrar el cártel de Sinaloa, liderado por el prófugo Joaquín "El Chapo" Guzmán.

Desde el viernes la policía capitalina reforzó la vigilancia en oficinas de Gobierno y zonas de intenso tránsito de personas como estaciones del metro, centros comerciales, centrales de autobuses y el aeropuerto internacional.

El estallido provocó quemaduras de gravedad a una mujer que permanece hospitalizada y vidrios rotos en edificios y autos.

Las investigaciones mostraron que la mujer -identificada como Tania Muñoz- tenía relación con Meza pese a que ella lo negó originalmente, por lo que pasó de testigo a inculpada.

Un video difundido el lunes por la noche mostró a dos personas conversando en la calle momentos antes del estallido, que fueron identificadas por las autoridades como Meza y Muñoz.

Unas 2,500 personas murieron el año pasado en crímenes relacionados al narcotráfico, en medio de una campaña del presidente Felipe Calderón contra los cárteles de la droga.

Ahora ve
No te pierdas