UE discrimina a mujeres en el trabajo

El género femenino representa al 44% de los trabajadores, pero ocupa el 32% de puestos de mando en las principales firmas europeas 9 de cada 10 consejeros siguen siendo hombres.
BRUSELAS (Notimex) -

A pesar de que la Unión Europea (UE) ha logrado avances en la igualdad de género en el ámbito laboral, la discriminación hacia las mujeres en el trabajo aún es alta, según un nuevo informe divulgado el jueves por la Comisión Europea.

En el sector privado, las mujeres representan más del 44% de la totalidad de los trabajadores, pero ocupan sólo el 32% de los puestos considerados de mando (jefes ejecutivos, gestores y directores de pequeñas empresas).

En las principales empresas europeas, nueve de cada diez consejeros siguen siendo hombres y lo mismo ocurre con dos tercios de los jefes de empresa.

La representación femenina también es muy escasa en los puestos de responsabilidad del sector económico. Los bancos centrales de los 27 países de la UE, todos son dirigidos por hombres.

"Los avances para conseguir que un mayor número de mujeres ocupen puestos de responsabilidad han sido excesivamente lentos", lamentó el comisario europeo del Trabajo, Vladimir Spidla.

"Nuestras economías deben aprovechar el pleno potencial de todos nuestros talentos si queremos hacer frente a la competencia mundial. La igualdad entre hombres y mujeres también es buena para las empresas", aseguró Spidla.

De acuerdo con el informe, en la esfera política las mujeres también enfrentan discriminación.

En toda la UE la proporción de miembros femeninos en los Parlamentos nacionales ha aumentado en torno a un 50% en los últimos diez años, pero no pasó del 24% en 2007.

Pero ese porcentaje aún está por debajo del 30%, la llamada masa crítica necesaria para que las legisladoras puedan ejercer una influencia significativa.

Al mismo tiempo, los gobiernos nacionales cuentan con un 24% de mujeres en cargos ministeriales frente a un 76% de hombres.

El estudio apuntó, no obstante, un avance en relación a la promoción de mujeres en las administraciones centrales, donde en la actualidad ocupan cerca del 33% de los puestos

correspondientes a los dos niveles superiores de la jerarquía, frente a casi el 17% en 1999.

El porcentaje de mujeres que ocupan puestos similares en las instituciones de la UE también ha aumentado, al pasar del 14% a casi el 20% durante el mismo período.

El Parlamento Europeo es la única institución donde la situación es un poco mejor: el 31% de sus miembros son mujeres.

Ahora ve
No te pierdas