Cuba libera venta de computadoras y DVDs

El gobierno cubano liberó la venta de electrónicos, pretende mejorar el acceso a bienes de cons la lista incluye TV, PC, DVDs, tostadores eléctricos, ollas, bicicletas y alarmas para automóvi
Raúl Castro pretende mejorar el nivel de vida de los cubanos
LA HABANA (CNN) -

El Gobierno de Cuba autorizó liberar la venta de computadoras, reproductores de DVD y otros equipos como hornos de microondas, en lo que constituye la primera señal de que el nuevo presidente Raúl Castro pretende mejorar el acceso de los cubanos a bienes de consumo.

Un memorando del Gobierno al que Reuters tuvo acceso dice que esos y otros electrodomésticos anhelados por muchos cubanos podrán ser vendidos libremente de forma inmediata.

La lista incluye los televisores de 19 y 24 pulgadas, ollas eléctricas, bicicletas eléctricas y alarmas para automóviles.

Otros equipos como los tostadores eléctricos, sin embargo, recién serán liberados a mediados del 2010.

"Basado en la mejoría de la generación eléctrica que muestra el país, se ha aprobado por el nivel superior de dirección del mismo la comercialización de algunas líneas de equipos cuya venta estaba prohibida", dice el documento que circula entre gerentes del sistema minorista estatal de tiendas en moneda dura.

Los productos serán vendidos en pesos convertibles, la moneda dura que es 24 veces más fuerte que los pesos con los que el Estado paga los salarios a la mayoría de la población.

La venta de muchos electrodomésticos fue prohibida a raíz de la crisis de generación y distribución eléctrica tras el colapso de la Unión Soviética a comienzos de la década de 1990.

Las computadoras y otros equipos sólo podían hasta ahora ser adquiridos en las tiendas del Estado por extranjeros y empresas, no por el público en general.

Muchos de los equipos que el Gobierno ha distribuido a la población, con financiamiento a largo plazo y bajos intereses, son chinos. No hubo precisiones en el memorando sobre el origen de los equipos que serán permitidos.

Raúl Castro había flexibilizado en el 2007 las regulaciones aduaneras, permitiendo el ingreso de computadoras y equipos de DVD -hasta entonces prohibido- mediante el pago de impuestos.

El memorando dice que el Gobierno está ahora "dando pasos" para adquirir los equipos, que inicialmente serán vendidos en tres tiendas de La Habana.

“Necesidades materiales”

Raúl Castro había anticipado medidas de este tipo al suceder el 24 de febrero en el poder a su hermano Fidel, un feroz crítico del consumismo y el despilfarro de recursos.

"El país tendrá como prioridad satisfacer las necesidades básicas de la población, tanto materiales como espirituales", dijo Raúl Castro cuando asumió como presidente.

El general de 76 años que ha prometido elevar la calidad de vida de los cubanos sin comprometer en lo más mínimo el sistema socialista que heredó de su hermano, dijo que existe un "exceso de prohibiciones" y prometió comenzar a eliminar las más simples "en las próximas semanas".

El memorando establece una segunda categoría de productos que serán vendidos libremente a partir de abril del 2009, siempre y cuando la oferta de electricidad lo permita.

La lista incluye equipos de aire acondicionado, de gran demanda en este país tropical, calentadores de agua y duchas eléctricas.

Una tercera categoría saldrá a la venta a mediados del 2010, incluyendo hornos, cocinas y tostadores eléctricos.

Los comentarios de Castro sobre el exceso de prohibiciones llevaron a muchos cubanos a especular con la futura liberación del mercado inmobiliario y de automóviles, la simplificación de los trámites para viajar al extranjero o la posibilidad de abrir cuentas de teléfonos celulares. Nada de eso es mencionado en el memorando.

El Gobierno cubano impuso en la década de 1990 un sistema de doble moneda y creó una red de tiendas minoristas para captar las remesas enviadas por los cubanos que viven en el extranjero, en especial en Estados Unidos.

Eso dio lugar a una creciente desigualdad en la que es, quizás, una de las sociedades más igualitarias del planeta.

Ese fue otro argumento para prohibir en su momento la venta libre de equipos electrodomésticos y la estancia de cubanos en los hoteles para extranjeros.

Ahora ve
No te pierdas