Guerrero: 'marca personal' a tiburones

La autoridad destinará 1.8 mdp para monitorear a los escualos y estudiar su comportamiento; se busca evitar más ataques de estos depredadores a los humanos en las playas del estado.
Biólogos mexicanos quieren etiquetar a cientos de tiburones
JOSÉ AZUTE, Guerrero (Notimex) -

Con el objetivo de evitar más ataques de tiburones a humanos, esta semana inició un estudio basado en radares y sonares para determinar el comportamiento de los escualos, que tendrá un costo cercano a los 2 millones de pesos.

A partir del miércoles de esta semana, se inició en el litoral de esta región un estudio para determinar el comportamiento de los tiburones, a fin de evitar futuros ataques.

El estudio será dirigido por el titular del Programa Tiburón del Centro Regional de Investigación Pesquera de Ensenada, Baja California, del Instituto Nacional de Pesca (Inapesca), Leonardo Castillo Geniz.

El titular de la Secretaría del Medio Ambiente y Recursos Naturales (Semaren) estatal, Sabás de la Rosa Camacho, anunció una inversión de 1.8 millones de  pesos, para que se lleve a cabo un estudio y monitoreo de escualos en el litoral de los municipios de Zihuatanejo de Azueta y La Unión, que durará 15 meses.

Al respecto, Castillo Geniz detalló que colocarán censores tipo dardo y acústico a 2,000 tiburones adultos y 1,000 pequeños, por lo que esta semana se comenzó a probar el equipo para marcar a los animales, así como el equipo de pesca para capturarlos vivos.

"Esas marcas tienen una leyenda, en la que se indica que hay una recompensa, con el fin de que los pescadores de la localidad puedan devolverlas en el momento en que lleguen a capturar a alguno de los tiburones marcados, para determinar los patrones migratorios", explicó.

Las marcas acústicas ayudarán a conocer los movimientos de lo tiburones en alguna zona en particular, para lo cual se colocarán cinco estaciones receptoras fijadas en el fondo del mar "que van a documentar las entradas y salidas de estos animales que estén marcados con estos transmisores".

Señaló que también se colocarán marcas satelitales para tiburones que realizan migraciones muy extensas, para ver si van hacia el sur o el norte, a lugares como el golfo de California o Centroamérica.

El investigador añadió que en esta semana no se han encontrado tiburones en la zona en donde se registraron ataques en el pasado, lo que indica que las condiciones oceánicas han cambiado, "hace dos meses el agua estaba dentro de los 19 y 20 grados, ahorita estamos a 30 grados la temperatura del agua".

Sin embargo, aseveró que ello no es prueba del movimiento de los tiburones, por lo cual será necesario esperar al final del estudio para determinar si la temperatura del agua es un factor.

Ahora ve
No te pierdas