México ofrece ayuda a Cuba por ‘Gustav’

El gobierno mexicano espera que Cuba indique que auxilio necesita luego del paso del huracán; más de 900,000 viviendas de la isla fueron dañadas por el fenómeno meteorológico.
LA HABANA (CNN) -

El Gobierno de México ofreció ayuda a Cuba para aliviar los daños causados por el huracán Gustav, que devastó casas y cultivos a su paso por la isla, dijo el miércoles el informativo de la televisión estatal.

La oferta del presidente mexicano Felipe Calderón llega pocas horas después que el convaleciente líder Fidel Castro dijo en un artículo que Cuba "batalla" para "alimentar" a las víctimas del huracán que azotó el fin de semana la isla "con la fuerza de una bomba nuclear".

El monto o las características de la ayuda ofrecida por el Gobierno mexicano no quedó inmediatamente claro.

"A ver cuáles son las prioridades que necesita el pueblo cubano (...) para acudir de inmediato a solventar las necesidades primarias de esta tragedia", dijo el embajador mexicano, Gabriel Jiménez, a la televisión estatal.

Según informes preliminares, más de 90,000 viviendas fueron dañadas o destruidas en la provincia occidental de Pinar del Río, que Gustav arrasó el sábado con sus vientos de 240 kilómetros por hora tras barrer en el sur con la Isla de la Juventud.

Fuentes diplomáticas en La Habana dijeron que México está ahora esperando la respuesta del Gobierno de Cuba sobre el tipo de ayuda que necesitan.

"Es una correspondencia de lealtad, de obligación (...) del pueblo y Gobierno mexicano de acudir para ayudar Cuba", agregó Jiménez.

El diplomático recordó que Cuba envió en noviembre pasado médicos, hospitales de campaña y medicamentos para asistir a las víctimas de unas inundaciones en el estado de Tabasco.

También Rusia, antiguo aliado de Cuba durante la Guerra Fría, anunció que enviará cuatro aviones cargados de alimentos y ayuda para la isla.

Otros países como Alemania, España y Venezuela ofrecieron también una mano.

México y Cuba están relanzando sus relaciones diplomáticas, que fueron históricamente estrechas pero se deterioraron desde el 2004 por roces entre los ex presidentes Fidel Castro y Vicente Fox.

Poco después de la llegada de Calderón al poder, en diciembre del 2006, México puso un pie en el acelarador para recuperar los nexos históricos entre ambas naciones.

Ambos países negocian actualmente un acuerdo migratorio para detener el imparable flujo de inmigrantes ilegales cubanos a México camino a Estados Unidos.

Ahora ve
No te pierdas