Bush confirma salida de tropas de Irak

El presidente de EU anunció que saldrán 8,000 militares de entre y noviembre febrero próximos; dejó abierta la posibilidad de una reducción adicional de soldados en el primer semestre de 200
EU iniciará el retiro progresivo de sus soldados de Irak. (A  (Foto: )
WASHINGTON (Notimex) -

El presidente George W. Bush anunció hoy la salida de ocho mil militares estadounidenses de Irak entre noviembre y febrero próximos y dejó abierta la posibilidad de reducciones adicionales en la primera mitad de 2009.

En un discurso ante la Universidad de la Defensa Nacional, Bush precisó que las tropas incluyen un batallón de infantes de Marina estacionado en la provincia de Anbar que regresará en noviembre y otra brigada de combate que llegará a Estados Unidos en febrero.

"Esto equivale a ocho mil soldados estadounidenses adicionales que regresarán sin que sean reemplazados", afirmó Bush.

"Y si se mantiene el progreso en Irak, el general (David) Petraus y nuestros líderes militares creen que reducciones adicionales serán posibles en la primera mitad de 2009", añadió el presidente.

Bush señaló que el progreso en Irak al valor de las tropas estadounidenses y de la coalición, así como de civiles. Desde la invasión estadounidense han participado unas 140,000 tropas de unos 41 países.

El mandatario aprovechó para defender su decisión de realizar el aumento de tropas en Irak en enero de 2007, en momentos que un nuevo libro del periodista Bob Woodward "La Guerra Interna", puso en duda la importancia de la decisión presidencial.

Woodward consideró que la decisión del presidente Bush de enviar 30,000 soldados adicionales a Irak no fue el principal factor para reducir la violencia sectaria en ese país.

Según el periodista, fue una combinación de factores, en especial las nuevas técnicas encubiertas permitieron a las fuerzas militares y funcionarios de inteligencia localizar y matar a líderes insurgentes y personas clave de grupos extremistas como la red Al Qaeda en Irak.

Pero Bush argumentó que el incremento de tropas mostró el compromiso de Estados Unidos con la seguridad en Irak y ayudó a renovar la confianza en los jeques tribales locales que encabezaron el levantamiento para recuperar Anbar de manos de los terroristas.

"Y juntos, las tribus locales, las tropas iraquíes y las fuerzas estadounidenses desmantelaron sistemáticamente el control de Al Qaeda en toda la provincia", aseguró el presidente.

Bush afirmó que Anbar es ahora una provincia transformada donde los ataques han decrecido en más de 90%, al tiempo que se ha registrado un dramático descenso de bajas.

Agregó que existen progresos similares en otras partes de Irak y sostuvo que como resultado de los operativos, la violencia llegó a su nivel más bajo desde la primavera de 2004.

Ahora ve
No te pierdas