Incendios en Australia dejan 84 muertos

El fuego arrasa pueblos enteros y ha dejado a unos 20 lesionados y cientos de viviendas destruidas; la policía dijo que la cifra de muertos podría aumentar mientras busca entre los escombros.
Incendios_australia  (Foto: CNN)
WANDONG, Australia (CNN) -

Los peores incendios forestales vistos en Australia causaron la muerte a 84 personas, mientras un infierno arrasaba con pueblos enteros, destruyendo cientos de viviendas y acorralando a residentes que intentaban huir en sus vehículos o refugiarse en sus hogares, dijo la policía el domingo.

El fuego destruyó varias ciudades al norte de Melbourne el sábado por la noche, terminando con todo a su paso, obligando a una familia a cavar en una reserva de agua en una granja para sobrevivir y a otros a refugiarse en un cobertizo mientras los bomberos se colocaban entre ellos y una columna de llamas.

"Llovió fuego', dijo un sobreviviente, mostrando su camiseta chamuscada. "Nos escondimos en el olivar y observamos a nuestra casa mientras se quemaba", agregó.

Los restos de automóviles carbonizados estaban regados sobre localidades quemadas el domingo, algunos apilados luego de accidentes provocados por conductores que trataban frenéticamente huir de las llamas.

La policía dijo que la cifra de muertos podría aumentar mientras busca entre los escombros de los incendios y afirmó que había 20 personas gravemente heridas en hospitales. Cientos de bomberos aún luchaban el domingo por la noche contra decenas de focos de incendios en los estados de Victoria y New South Wales.

"Los estamos recuperando (los cadáveres) a medida que avanzamos", dijo un portavoz de la policía a Reuters.

El Gobierno puso al Ejército en alerta y estableció un fondo de ayuda de emergencia, pero también enfrenta la presión de legisladores ecologistas que han instado a que las políticas de cambio climático sean más severas para reducir el riesgo de más desastres en verano.

Según testigos, las llamas alcanzaban los cuatro pisos de altura, se extendían por el terreno como veloces ferrocarriles y dejaban brasas candentes hasta el horizonte.

"Pasó como una bala", dijo Darren Webb-Johnson, residente del pequeño poblado rural de Kinglake, a Sky TV.

"Se quemó la estación de servicio, se quemó el mercado al otro lado del camino, (explotaron) cilindros a la izquierda, derecha y el centro y el 80 por ciento del pueblo había sido consumido", agregó.

La estación estatal ABC mostró imágenes de un pequeño pueblo, Marysville, destruido hasta sus cimientos.

"El infierno y su furia han visitado a la buena gente de Victoria", dijo el primer ministro australiano, Kevin Rudd, durante una visita a la región afectada. "La nación sufre con Victoria", agregó.

Sobrevivientes impactados

Los principales focos se encuentran alrededor de localidades a unos 80 kilómetros al norte de Melbourne, y amenazan a zonas urbanas y semiurbanas.

Los bomberos dicen que 700 casas han sido destruidas en los incendios en el estado de Victoria este fin de semana.

Los incendios forestales son algo común todos los años en Australia, pero actualmente una combinación de un clima abrasador, una sequía y arbustos resecos han creado las condiciones perfectas para que las llamas arrecien.

Además, aumentaron la presión sobre la política de cambio climático del Gobierno.

El líder de los políticos ecologistas, Bob Brown, quien ha condenado el reciente plan del Gobierno para detener las emisiones de gases de efecto invernadero por considerarlo ineficiente, dijo que los incendios del verano boreal sólo empeorarían a menos que Australia y otros países muestren un mayor liderazgo ante el cambio climático.

Sobrevivientes impactados, envueltos en frazadas, caminaban el domingo entre los restos de sus casas consumidas por el fuego. Algunos lloraban al no saber si amigos o familiares aún estaban vivos.

En el pueblo de Wandong, a unos 50 kilómetros al norte de Melbourne, un sobreviviente dijo que había encontrado el cuerpo de un amigo en la lavandería de una casa quemada.

"Otros 20 segundos y no nos salvábamos. Perdimos a nuestros perros. Ha habido muchos muertos. Mi vecino no logró sobrevivir", afirmó uno de los residentes.

Inicia el día bien informado
Recibe todas las mañanas las noticias más importantes para empezar tu día.

El principal incendio forestal de Victoria consumió el sábado unas 3.000 hectáreas, principalmente de un parque nacional, cuando las temperaturas subieron cerca de los 50 grados centígrados. Dentro de horas, el incendio había quemado unas 30.000 hectáreas luego de que los vientos cambiaron de dirección.

En total, los incendios persistían el domingo en unos 2,000 kilómetros cuadrados en la zonas del norte de Melbourne, con algunos pocos pueblos amenazados, dijo ABC en su sitio en internet.

Ahora ve
Un dron muestra la destrucción que dejó ISIS en la ciudad siria de Raqqa
No te pierdas
×