Robos crean pérdida millonaria a Pemex

Los robos de energéticos a la petrolera mexicana generan millones de dólares a los contrabandistas; en 2008 se localizaron 400 tomas ilegales en ductos de la petrolera, generando pérdidas de 700 mdd.
CIUDAD DE MÉXICO (CNN) -

El problema endémico que tiene la petrolera estatal mexicana Pemex con el robo de combustible en su red de ductos quedó en evidencia, ante la notoriedad que tuvo esta semana la investigación sobre el contrabando de combustible en la frontera entre México y Estados Unidos. Las autoridades aduaneras de Estados Unidos entregaron recientemente al Gobierno mexicano 2.4 millones de dólares provenientes de la venta de crudo robado y luego vendido en la frontera.

Los robos de gasolina, diesel e inclusive combustible de avión desde los ductos de Pemex le han generado millones de dólares de ganancias a los contrabandistas.

El combustible perdido tiene un costo significativo para el país, que importa más de 40% de la gasolina que consume a pesar de ser uno de los principales productores de crudo en el mundo.

Los criminales perforan los ductos e instalan tomas clandestinas para luego cargar el combustible en camiones cisterna.

La mayor parte del combustible es vendido a dueños de gasolineras y propietarios de empresas con grandes flotas de vehículos.

Pemex con frecuencia localiza las tomas clandestinas e incauta los camiones con el combustible robado, pero los arrestos son poco comunes y peor aún las sentencias a prisión.

No es sorpresa

El caso registrado en Texas no sorprendió a los analistas que han seguido a la industria petrolera mexicana desde hace tiempo.

"Es un asunto normal para Pemex, excepto que ésta vez salió a la luz", dijo el analista George Baker.

"No hay una unidad de negocio corporativa responsable de los ductos (...) el personal responsable de la integridad de los ductos está infiltrado por los contrabandistas", agregó.

Se cree que los poderosos cárteles de la droga del país, que según el Gobierno participan en el robo, usan el combustible para sus vehículos.

Los contrabandistas se han vuelto más osados y prueba de ello es su incursión en el robo de crudo.

El comerciante de petróleo estadounidense Donald Schroeder se declaró culpable en mayo de comprar condensado mexicano, un hidrocarburo sin procesar similar al crudo, y arreglar su embarque hacia Texas, pese a ser robado.

El condensado, que al igual que el crudo debe ser refinado, es procesado principalmente en plantas petroquímicas para elaborar plástico.

El año pasado, Pemex localizó casi 400 tomas ilegales en sus ductos, y calculó sus pérdidas en unos 700 millones de dólares.

La empresa dice que ha logrado rebajar la cantidad robada, pero la corrupción en sus propias filas podría ser un factor clave en la operación de los círculos de robo de combustible.

Las autoridades federales realizaron un operativo dentro de Pemex como parte de una investigación por el robo de combustible, incautando computadoras, documentos y entrevistando a docenas de empleados, aunque nadie fue arrestado.

Inicia el día bien informado
Recibe todas las mañanas las noticias más importantes para empezar tu día.

"Pemex está comprometido de seguir atacando con todos sus medios disponibles, y en colaboración con otras autoridades, cualquier manifestación de este ilícito", dijo una portavoz de Pemex.

Pemex ha comenzado a instalar sistemas que detectan variaciones en la presión de los ductos, sin embargo abarcar toda la red tomará varios años.

Ahora ve
El primer crucero ecológico y sustentable será realidad en 2020
No te pierdas
×