Edward Kennedy, una voz de los pobres

El presidente Barack Obama elogió el trabajo del senador que fungió como portavoz de los desvalidos; el mandatario evitó politizar su muerte con la reforma de salud que se discute actualmente.
obama  (Foto: AP)
BOSTON (CNN) -

El presidente de Estados Unidos, Barack Obama, alabó el sábado al senador Edward Kennedy como una voz para los pobres y desvalidos, en un elogio que recordó sus logros y evitó politizar su muerte. Obama aclamó al legislador como uno de los impulsores de las leyes de derechos civiles, la reforma inmigratoria y asistencia a la salud de los niños, pero no se detuvo en lo que el senador había llamado "la causa de mi vida": la revisión del sistema de salud de Estados Unidos.

La reforma de salud es la principal prioridad doméstica de Obama, pero en medio de titubeantes esfuerzos para que sea aprobada en el Congreso, la Casa Blanca fue cauta al no politizar la muerte de Kennedy.

El presidente había dicho que no utilizaría el elogio como oportunidad de obtener apoyo para su reforma de salud.

Hablando en el servicio fúnebre de Kennedy en una basílica católica romana en Boston, Obama lo llamó "el alma del Partido Demócrata y el león del Senado de Estados Unidos", que había presentado más de 300 leyes.

"Fue producto de una era en que la alegría y la nobleza de los políticos impedía que las diferencias de partido y de filosofía se volvieran barreras para la cooperación y el respeto mutuo, una época en que los adversarios aún se veían entre ellos como patriotas", dijo Obama, quien a menudo se ha lamentado por la profunda división partidista entre demócratas y republicanos.

"Y así es como Ted Kennedy se volvió el legislador más grande de nuestro tiempo", sostuvo.

En enero del 2008, Kennedy apoyó a Obama, quien estaba cumpliendo su primer término como senador, para la nominación presidencial demócrata. Muchos vieron el apoyo como el pase de la antorcha política a una nueva generación.

"Yo, como tantos otros de la ciudad donde él trabajó por casi medio siglo, lo conocíamos como un colega, un mentor, y sobre todo un amigo", aseveró Obama.

La muerte de Kennedy deja un vacío mientras Obama y sus partidarios impulsan su plan cercano a 1 billón de dólares para cubrir a 46 millones de estadounidenses que no tienen seguro, reducir costos de planes de salud e introducir un esquema de atención médica gestionado por el Gobierno.

Inicia el día bien informado
Recibe todas las mañanas las noticias más importantes para empezar tu día.

Una de las últimas conversaciones entre los Obama y Kennedy fue sobre ese asunto.

Obama interrumpió sus vacaciones en las cercanías de Martha's Vineyard, una isla mar adentro de la costa de Massachusetts, para asistir al funeral de Kennedy.

Ahora ve
Mashpi Lodge en Ecuador, un resort sostenible en medio del bosque
No te pierdas
×