Arne, el independiente que quiere reconquistar la Miguel Hidalgo

El candidato sin partido a la delegación promete atender problemas como los baches o el alumbrado con soluciones técnicas, sin "grillas"
Arne OK
Arne OK  Arne OK
Autor: Darío Martínez Brooks | Otra fuente: CNNMéxico

Arne Aus den Ruthen Haag gobernó la delegación Miguel Hidalgo hace 15 años, de 2000 a 2003, y quiere volver a hacerlo. Sin embargo, en estas elecciones no compite con el respaldo del Partido Acción Nacional (PAN), por el que ganó la primera vez y en el que militó hasta 2011, sino de forma independiente.

Pese a ello, de cara a los comicios del 7 de junio se muestra confiado en sus posibilidades de derrotar a un sistema partidista "podrido" y, por ende, en poder regresar a la jefatura delegacional de una de las demaraciones con mayor desarrollo del Distrito Federal.

"Si no logro resolver mi problema, que es ganar la elección, no merezco echarme a las espaldas los problemas de los demás. No me queda opción", dice entre risas, sabedor de que cada vez que se ha postulado a elecciones ha ganado.

En 1997, Arne ganó la elección a una diputación local a la primera Legislatura de la Asamblea Legislativa del Distrito Federal (ALDF). A sus 27 años, ganó la elección a jefe delegacional de Miguel Hidalgo en 2000, la primera vez que el cargo fue votado por los electores. Además, fue diputado suplente de la ALDF en 2006.

"Hay dos opciones: o te quedas en tu casa, lamentándote toda la vida de la mala gestión de los partidos y del desempeño, o te pones a hacer algo para sacarlos", comenta el candidato de 43 años en entrevista con CNNMéxico.

El líder de Los Independientes, el nombre de su grupo de apoyo, afirma que tiene un arma única que lo hará vencer sobre los recursos, la propaganda y la movilización con la que cuentan los partidos.

"Tengo la ventaja que ningún partido tiene: soy el que más trabajo. Para tocar puertas, nadie, nadie me gana en esta delegación. Todavía no nace el que me gane en la calle", asegura.

La promesa: resolver todo

Arne fue el primer delegado electo en Miguel Hidalgo y afirma que en su gestión aprendió a gobernar. Ahora, busca hacerlo sin imponer prioridades ni politizar los problemas de la gente, sino ofrecer soluciones a todos y a todo.

"No hay prioridades (...) Todos los vecinos tienen sus problemas y sus prioridades personales, y el gobierno tiene que ser capaz de atender todos los problemas de todos los vecinos, sin priorizar. El gobierno no está para priorizar".

Ingeniero industrial de profesión, promete buscar soluciones alejado de ideologías políticas.

"Si yo tuviera una ideología... ¡sería técnica!", exclama. "Sería el candidato técnico: el que no va a andar con grilla en un tema de alumbrado. Es un tema eléctrico, y los drenajes tapados es un asunto hidráulico, las banquetas rotas es un tema de albañilería".

Su campaña, su dinero

Inició su aventura por la candidatura independiente en 2014, con 50 voluntarios que reunieron 7,199 firmas de respaldo a su postulación, pero su objetivo es tener al menos 2,000 el día de la elección para vigilar las casillas.

Y sobre cómo buscará conquistar el voto de los electores de Miguel Hidalgo, una delegación con más de 360,000 habitantes, insiste en que su estrategia es recorrer las calles.

"Soy una talla menor, no en términos morales, sino en términos de aparato de campaña", reconoce, y promete devolver todos los recursos que le ofrece el Instituto Electoral del Distrito Federal (IEDF), 129,000 pesos, misma cifra que tendrá cada aspirante sin partido.

"Yo no creo que los ciudadanos debamos patrocinar la basura electoral de la gente que participa en política. Si alguien quiere ser candidato, que pague con su dinero la campaña. ¿Por qué chingados le vamos a tener que pagar tú y yo?", dice.

En Facebook ya ha compartido las cuentas de su precandidatura.

 
Aquí las cuentas que entregué al IEDF

Posted by Arne aus den Ruthen on Viernes, 13 de febrero de 2015

¿Quién es el rival a vencer?

Arne descarta que el PAN sea un rival para la contienda y enfila todas sus baterías en el gobernante Partido de la Revolución Democrática (PRD).

"Mi enemigo a vencer es el PRD. Yo no me voy a distraer con los demás", dice.

¿Y qué piensa de su rival perredista, David Razú? "Es un tipo capaz. Nunca ha ganado una elección, yo he ganado tres al hilo. Entonces, va a tocar medirme con un novato bien preparado, pero un novato, al final de cuentas".

¿Y de las abanderadas del PAN, Xóchitl Gálvez, y de la coalición Partido Revolucionario Institucional-Partido Verde, Laura Ballesteros? De la primera, reconoce que "ha salido adelante por cuenta propia", mientras del priismo en la demaración sostiene que simplemente "no existe".

Delegado, ¿hasta el final?

Luego de que en los pasados meses delegados y legisladores dejaron sus cargos en busca de candidaturas, los llamados chapulines, Arne dice que no solo ofrece su palabra, sino su propia casa, como garantía de que se mantendría en el cargo de delegado hasta el último día.

"Voy a firmar el compromiso antichapulín, no va a ser de palabras pa' fuera, que todo el mundo dice y firma ante notario. Yo voy a poner una fianza del valor de mi casa de que si me voy antes de tiempo, por causas políticas, me quiten mi casa", afirma.

¿No buscará la jefatura de gobierno del DF?

"Yo voy a terminar mi trabajo y me voy a dedicar a lo mío, que es vivir de mi profesión, de lo mío. El día que viva de la política ya valí madre". 

Ahora ve
La tormenta en la CDMX llegó a este departamento de una forma inesperada
No te pierdas
×