Las 6 revoluciones del arte plástico mexicano después de la Revolución

Por:
Fernando Delmar

Los artistas independientes y la institucionalización del gobierno quitaron el monopolio de la producción artística a la aristocracia e impulsaron el surgimiento de las figuras de la actual generación

La evolución de lo mexicano

1
Sin Pie de Foto
rivera y siqueiros  Sin Pie de Foto  (Foto: cortesía mexicoenfotos.com)

Además del reparto de tierras y la recuperación de algunos derechos de los campesinos, la Revolución de 1910 trajo un inesperado subproducto: una nueva manera de hacer arte en México.

Inspirados por los ideales campesinos, los miembros de la clase ilustrada, en buena parte liderados por José Vasconcelos creyeron que la pintura y en general las artes plásticas debían dejar de ser un ejercicio exclusivo para aristócratas o producto del esfuerzo monumental de artesanos marginados.

A partir de entonces y a lo largo de todo el siglo XX, el panorama artístico del país se institucionalizó desde el gobierno para recibir numerosos espacios de exhibición, becas de fomento para la producción cultural, publicaciones, foros, etcétera.

A continuación, un breve recuento de las distintas corrientes pictóricas nacidas desde este cambio, que ha tomado distintas caras.

La Escuela Mexicana de Pintura

2
pintores mexicanos
dr. atl silencio luminoso  pintores mexicanos  (Foto: cortesía Galería de Arte Mexicano)

Imagen: “Silencio Luminoso” del Dr. Atl.

 

Se llama "Escuela Mexicana de Pintura" a una etapa de la producción plástica en México a partir de 1921, cuando termina la Revolución y se instaura un régimen de reconstrucción del tejido social. 

Se agrupa en esta "escuela" a pintores de muy distintas edades y contextos, que aunque tenía una visión plástica totalmente opuesta, concebían su trabajo pictórico como una nueva representación del "ser mexicano", con énfasis en lo popular y en lo mítico. 

Uno de los exponentes más interesantes de esta escuela fue el paisajista jaliciense Gerardo Murillo (1875-1964), mejor conocido como el Dr. Atl.

Durante su vida Murillo dio mucho de qué hablar por su fuerte personalidad y su genio, pero también por su tórrido romance con Carmen Mondragón, mejor conocida como Nahui Ollin (nombre que él mismo le puso). 

El Dr. Atl fue un pintor reconocido en todo el mundo: se dice que él diseñó el telón de cristal elaborado por la Casa Tiffany de Nueva York para el escenario del Palacio de Bellas Artes.

Muralistas, los discípulos

3
pintores mexicanos
montenegro desesperación  pintores mexicanos  (Foto: cortesía Colección Andrés Blastein)

Imagen: "Desesperación" de Roberto Montenegro

La mayoría de los expertos incluye el movimiento de los "muralistas" como parte de la Escuela Mexicana de Pintura, aunque también hay quien considera el Muralismo grupo cerrado con características peculiares, entre otras su gran compromiso social pues el movimiento comenzó con fines educativos y de transformación a través de las ideas marxistas muy de moda en la época.

Se reconoce a tres grandes exponentes dentro de este movimiento: José Clemente Orozco (Jalisco 1883-1949), David Alfaro Siqueiros (Ciudad de México 1896-1974) que gozaron de considerable éxito durante las primeras décadas del México posrevolucionario.

Ellos fueron los discípulos más jóvenes que comenzaron a experimentar un poco más con las formas y los temas de su pintura, haciéndola más abstracta sin dejar a un lado su exploración de “lo mexicano”.

Tamayo, el hijo pródigo

4
pintores mexicanos
rufino tamayo hombre rosa  pintores mexicanos  (Foto: cortesía Galería de Arte Mexicano)

Imagen: "Hombre en Rosa", Rufino Tamayo.

 

 

Quizá el artista más reconocido de esta nueva generación es el oaxaqueño Rufino Tamayo (1899-1991), que en muchos momentos compartió espacios de exhibición con los Muralistas.

Sin embargo, con Tamayo se puede ver claramente cómo, poco a poco, los artistas mexicanos dejaban su apego a La Escuela Mexicana de Pintura para expandir su visión artística hacia otras formas de expresión.

Tamayo experimentó con las técnicas y los materiales, y es un precursor de la técnica "mixografía" (impresión de papel con una peculiar profundidad y textura) que lo llevó a exponer en varios museos internacionales, como el Guggenheim de Nueva York.

Cuevas y la Ruptura

5
pintores mexicanos
josé luis cuevas blanes  pintores mexicanos  (Foto: cortesía Galería de Arte Mexicano)

Imagen: “Autorretrato en Blanes” de José Luis Cuevas

A partir de la enorme infuencia del movimiento plástico-literario de Los Contemporáneos (con Salvador Novo y Xavier Villaurrutia como líderes morales) los jóvenes pintores empezaron a dejar del lado los mensajes sociales de sus predecesores para hacer una pintura más libre y personal.

Esto terminó por formar un nuevo movimiento, la Ruptura, que abiertamente se separaba de tipo de nacionalismos y buscaba integrarse a la escena artística internacional.

José Luis Cuevas (1934), Manuel Felguerez (1928) y Vlady (Rusia, 1920-2005), por mencionar algunos, buscaron una visión más cosmopolita para el arte mexicano y generaron polémica al momento de salir a la luz.

Cuevas fue en su momento el enfant terrible de la Ruptura que criticó severamente los nacionalismos de los muralistas y acuñó la frase "la cortina del nopal" para denominar aquello que no permitía a la plástica mexicana evolucionar, más allá de la cultura oficial.

Los abstractos

6

Imagen: “Lluvia” de Vicente Rojo

La “Ruptura” influyó en las generaciones posteriores, que terminarían por adoptar las facetas más abstractas de su pintura, que enfatiza los aspectos formales y estructurales de las obras sin tratar de imitar a la idea preconcebida de la naturaleza.

Uno de sus mejores exponentes es el mexicano nacido en Barcelona, Vicente Rojo (1932), que alguna vez Carlos Monsiváis calificó como un "pintor indispensable" que se caracterizaba por liberar el lenguaje pictórico mediante la búsqueda de nuevos lenguajes conceptuales.

Estas ideas plásticas también serían popularmente expuestas por el artista oaxaqueño Francisco Toledo, que a su vez incorporaría un imaginario fantástico de animales y personajes oníricos.

Generaciones de los 80 y 90

7
pintores mexicanos
morales el baile  pintores mexicanos  (Foto: cortesía Galería de Arte Mexicano)

Imagen: "El Baile" de Rodolfo Morales

Con los Abstractos se abre un mundo de posibilidades que tiene una gran variedad de expresiones, como la pintura neomexicanista de Rodolfo Morales o Julio Galán.

Ya no hay ya reglas pues la Ruptura permitió en cada autor una búsqueda distinta.

Un ejemplo claro de esta falta de lineamientos es la obra de Francisco Castro Leñero.

El arte contemporáneo

8
pintores mexicanos
caballos de Gabriel Orozco  pintores mexicanos  (Foto: Especial)

Imagen: "Caballos corriendo infinitamente" de Gabriel Orozco

Esta visión abierta, la de las décadas de los 80 y 90, de una absoluta libertad en cuanto al entendimiento del arte, termina por traducirse en formas de expresión distintas a las de la pintura.

La instalación, el performance o la intervención pública son parte de una escena artística nacional que nada le pide a la de otras latitudes.

Entre los artistas contemporáneos mexicanos más reconocidos está Gabriel Orozco, quien recientemente tuvo una exposición en el Museo de Arte Moderno de Nueva York.