El buen sexo puede mejorar el desempeño de los deportistas

¿Qué hay detrás de la concentración de un deportista previo a una compentencia? ¿Tener sexo ayuda o perjudica el desempeño deportivo?
sexo
sexo deporte  sexo
Autor: Antonio T. Velázquez | Otra fuente: CNNMéxico

Alguna vez el astro del futbol holandés Johan Cruyff derribó las leyendas acerca de que tener relaciones sexuales afectaba el desempeño deportivo, cuando dijo abiertamente que él jugaba mejor después de haber tenido sexo con su esposa.

El paradigma que envuelve al deporte sobre los perjuicios que tienen los deportistas después de un coito se ha debilitado con el paso de los años, y este tema forma más parte de un mito con carga moral, que con aspectos sobre el rendimiento.

Pero, ¿de dónde surgió la idea de que los deportistas debían evitar el sexo antes de una competencia?

Linford Christie, medallista olímpico en Barcelona 1992 (100 metros planos) dijo entonces a Observer Sport Monthly, del The Guardian, que “no tener sexo te hace más agresivo, y necesitas esa agresividad".

¿Cuál era la base científica de esa afirmación? Al parecer, ninguna.

"En las últimas cinco o seis décadas, los entrenadores han dicho que los jugadores no deben tener sexo antes de eventos importantes porque debilitará su rendimiento, pero no tienen ninguna investigación seria para avalarlo o alguna teoría científica que les explique por qué está mal”, dijo a Discovery (8 de junio de 2010 en el preámbulo de la Copa del Mundo) Tommy Boone, psicólogo deportivo del Colegio de Santa Escolástica en Duluth, Minnessota y autor de Sexo antes de una competencia: Mito o hecho.

En 1995, Boone realizó un estudio en el que once hombres se sometieron a una prueba de resistencia en una caminadora. Algunos de ellos tuvieron sexo 12 horas antes del examen; otros se abstuvieron. Los resultados se publicaron en el Journal of Sports Medicine and Physical Fitness, y no mostraron diferencias significativas entre ambos grupos, respecto a la cantidad de oxígeno que el corazón necesita o qué tan eficientemente sus cuerpos usan el oxígeno.

Esa y otra evidencia, no sólo ha develado el 'mito' del perjuicio, sino que ha logrado que sea parte de las recomendaciones para los deportistas.

"La actividad sexual no está contraindicada en el deporte. De hecho es una práctica que beneficia en muchos aspectos psicológicos y físicos al liberarse sustancias como las endorfinas", explicó a CNNMéxico el doctor Héctor Aguilar, responsable médico en atletismo.

Sin embargo, el especialista, quien forma parte del grupo multidisciplinario del marchista mexicano Éder Sánchez, medallista en Mundiales de Atletismo, señaló que lo perjudicial es lo que se presenta alrededor del acto sexual, como es el desvelo, el consumo de alcohol o cigarros.

Durante el Mundial de Alemania 2006, el técnico de la selección brasileña, Carlos Alberto Parreira, expresó que sus futbolistas no tenían prohibido tener relaciones, sólo que no fuera un día antes de un encuentro por el aspecto del desvelo.

Una relación sexual "altamente vigorosa" antes de cualquier actividad deportiva también puede derivar en un cansancio para el atleta, apuntó la terapeuta sexual Nadine Terrein Roccatti.

Pero mientras el sexo no impida el descanso natural, la doctora Terrein recalcó la importancia de una actividad sexual satisfactoria para mejorar cualquier aspecto de la vida en general.

"Mejora la atención, aumenta la autoestima, se está en mejores condiciones para una competencia", señaló a CNNMéxico la terapeuta, quien forma parte de la Asociación Nacional de Salud Sexual.

Asimismo, el sexo antes de una competencia es positivo porque "porque el atleta generalmente es un joven que necesita desfogar toda su actividad sexual. Nunca la actividad física sustituye a la actividad sexual, y eso es muy importante", dijo a CNNMéxico Javier Romo, cirujano ortopedista y coordinador médico del Club América.

"La actividad sexual te roba únicamente las calorías que consumes en un vaso de refresco de cola", apuntó Romo, acotando que, se puede convertir en algo negativo "cuando va acompañado de consumo de alcohol y de desvelo".

George Leonard, autor de La fisiología del sexo, asegura que "el sexo moderado antes de una competición puede de hecho ser beneficioso, pues hay una sinergia extática en el ejercicio y el sexo. El sexo y el deporte son buenos, y en conjunto son aún mejor."

Los directivos de eventos deportivos de gran envergadura lo saben, por eso toman precauciones.

En los Juegos Olímpicos de Atenas 2004, la marca de condones Durex donó a los deportistas 130,000 ejemplares y 30,000 paquetes de lubricante, los cuales estuvieron disponibles en la farmacia de la villa olímpica

"Los condones vendrán en empaques individuales, con un instructivo en diferentes idiomas”, dijo a Reuters una portavoz de Durex en Grecia aquel año.

"Hemos discutido los números con el comité organizador y creemos que son realistas, pues sabemos que en los pasados juegos olímpicos los deportistas tuvieron contacto”, dijo.

De acuerdo a informaciones periodísticas, en Sidney 2000, cada deportista recibió 51 condones a su llegada a la villa olímpica, pero 20,000 más tuvieron que ser enviados cuando las reservas se agotaron.

Así es que es común que en las villas de atletas en Juegos Olímpicos el producto que más se encuentra en los pasillos sean condones, ofertados en máquinas expendedoras.

La alimentación, el descanso y buenos hábitos entre los que se incluyen el sexo, son definidos por entrenadores y médicos como "el entrenamiento invisible", es una parte importante de la fisiología y psicología humana que engloba varios aspectos.

Al final, el sexo previo a una competencia no sólo no es perjudicial sino que es benéfico. 

Emmanuele Jannini, profesor de endocrinología de la Universidad de L'Aquila en Italia, comprobó que el sexo estimula la producción de hormonas, por ello impulsa la agresividad. "Después de tres meses sin sexo, que no es raro para los deportistas, la testosterona cae dramáticamente, incluso a niveles propios de un niño, ¿crees que esto es bueno para un boxeador?, dijo a National Geographic.

“El atleta es una persona que sabe perfectamente lo que puede hacer. Habrá los que lleven una vida marital y las relaciones, obviamente, formen parte de su vida cotidiana. Se dan recomendaciones de reposo más que prohibiciones para no tener sexo”, explicó el médico Héctor Aguilar.

Entre algunos deportistas existen creencias que el sexo puede disminuir su desempeño y por ello deciden abstenerse durante un lapso de preparación, “pero eso ya forma parte de su rutina disciplinaria, como llega a ocurrir en algunas actividades como el boxeo, en donde el deportista es el que decide no tener relaciones como parte de su programa de entrenamiento, pero no porque le perjudique”, añadió.

En el caso de los ocho seleccionados mexicanos de la sub 22 que participará en la Copa América, el castigo no se dio por haber tenido relaciones sexuales durante la concentración en Ecuador, con mujeres, al parecer prostitutas, sino fue por violar el reglamento interno de la Selección, que prohíbe la entrada de extraños al área de cuartos de hotel en una concentración.

"Lo que hacemos en futbol es que metemos a los jugadores en una concentración, que es precisamente para que se enfoquen en el juego. Si tienes a una chica en la concentración, va a ser una distracción", dijo Javier Romo, coordinador médico del Club América. 

La presencia de una mujer en la concentración puede conllevar un desvelo que sí reduzca el rendimiento físico del futbolista. "Si pasaste toda la noche con ella sin dormir (...) si estás con ella horas antes (del juego), probablemente estés pensando en eso durante el partido", explica Romo.

Además de lo perjudicial de una noche de desvelo, el sexo antes de una competencia también puede traer efectos psicológicos indeseables si se incluyen valoraciones morales para ciertas conductas. "Cuando se contrata un sexo servicio podría darse el caso de que hubiera consecuencias negativas desde el punto de vista moral, al sentir culpa por la idea de estar haciendo algo malo", aseguró la doctora Terrein.

Fuera del cargo de conciencia que pudiera traer una relación sexual, la idea de que afecte el desempeño deportivo resulta ser un mito, por lo que el consejo que diera Cruyff en el Mundial de Alemania 1974 de crear espacios de convivencia de los jugadores con sus esposas debería ser tomado cada vez más en cuenta.

En este reporte colaboraron Karla Villegas Gama, Jorge Gómez y Jennifer Juárez.

Ahora ve
No te pierdas