Sergio Pérez y Jenson Button "aclaran" su altercado en el GP de Bahrein

Los pilotos de McLaren tuvieron una "charla importante" tras las tácticas "agresivas" del mexicano en la última carrera, según el británico
(Reuters) -

Jenson Button dejó atrás su disputa con su compañero de equipo en McLaren, el mexicano Sergio Pérez y dijo que era momento de “seguir adelante”.

Su enfrentamiento fue uno de los principales temas de conversación el domingo durante el Gran Premio de Bahrein, que terminó en una victoria más del tres veces campeón del mundo, Sebastian Vettel.

Una parte del interés en la carrera se centró en la lucha por los lugares menores, mientras que Pérez se abrió paso entre los participantes para ocupar el sexto sitio, su mejor posición desde que dejó Sauber para unirse a la escudería británica.

Button, el campeón de la temporada 2009, estuvo de nuevo en el décimo sitio y después de la carrera se quejó amargamente de las tácticas agresivas de Pérez, ya que el mexicano golpeó su auto en más de una ocasión.

“He corrido con muchos compañeros a lo largo de los años y Lewis (Hamilton) era un compañero bastante agresivo”, dijo Button.

“Pero no estoy acostumbrado a conducir por una recta y que un compañero llegue por un costado y me golpee con sus neumáticos a 300 kilómetros por hora. Eso es peligroso. He tenido algunas peleas fuertes en la F1, pero no tan sucias como esta, así que tiene que calmarse o algo grave ocurrirá pronto”.

En la conferencia después de la carrera, Pérez reconoció que había sido “un poco arriesgado”.

“Golpear con los neumáticos fue excesivo”, dijo el piloto de 23 años. “Sin embargo, él también fue tan agresivo como yo y me salí de la pista unas cuantas veces”.

Martin Whitmarsh, el director del equipo, le había dicho a Pérez que fuera más agresivo después de lograr colocarse solo una vez entre los primeros diez en sus primeras tres carreras: en Malasia terminó en noveno lugar.

Button criticó duramente a su jefe durante una entrevista televisiva en el paddock en el circuito de Bahrein, pero este lunes suavizó su postura.

“Tuve una charla importante con @SChecoPerez para aclarar las cosas”, escribió en Twitter. “Como equipo, avanzaremos y viviremos para luchar otro día ;) para rodar en Barcelona”.

Withmars aplaudió la “madurez” del piloto de 33 años y reconoció que se ha resistido a escuchar los llamados a impedir que el dúo compita entre sí.

“Muchas personas me han dicho: ‘Detenlo, detén esto, nos está perjudicando’ y sugieren que les impida correr”, dijo a la Press Association en Gran Bretaña.

“No lo hice y sé que pudo haber salido terriblemente mal. En contraste, fue lo correcto —a largo plazo— que ambos pilotos sepan que están corriendo contra el otro y que son competitivos. Lo grandioso acerca de Jenson es que es un adulto, lo superará; tienen una relación grandiosa", dijo el director de McLaren.

"(Button) tiene una perspectiva madura y equilibrada. Sabe que su compañero ha estado a prueba, es joven, ha tenido un poco de presión, tiene algo qué aprender y tiene algo que demostrar”.

La postura de Whitmarsh contrasta fuertemente con la de los demás equipos en la parrilla de salida, ya que tanto Red Bull como Mercedes dieron órdenes a los pilotos durante la segunda carrera de la temporada en Malasia.

Vettel ignoró las instrucciones y rebasó a su compañero de equipo, Mark Webber, antes de reclamar la victoria, pero Nico Rosberg, de Mercedes, obedeció cuando le dijeron que permaneciera detrás de Lewis Hamilton a pesar de que aparentemente era más veloz.

Ahora ve
No te pierdas