La FIFA empieza el reparto de los boletos para el Mundial de Brasil

Miles de fanáticos acudieron desde este viernes a recoger sus entradas para los juegos del Mundial de futbol que se jugará en el verano
Un aficionado de futbol exhibe orgulloso sus entradas para v  Un aficionado de futbol exhibe orgulloso sus entradas para varios partidos del Mundial de Brasil 2014
(Reuters) -

Los boletos para el Mundial de Brasil 2014 comenzaron a ser entregados por la FIFA este viernes y los aficionados están ansiosos por los dos meses de espera que faltan para ver el balón rodar.

Joao Bosco, un mensajero de 67 años que vive en Río de Janeiro, fue el primero en llegar a la fila, tres horas antes de que abriera el centro para retirar los dos boletos que compró de regalo de cumpleaños para su hija, Andrea.

Joao acudirá con su hija al España-Chile por el Grupo B en el monumental Maracaná de Río de Janeiro, el mismo escenario donde el papá de Joao, actualmente con más de 90 años, vio perder a Brasil la final de 1950 ante Uruguay.

"Mi sueño sería poder ver ganar a Brasil en el Maracaná, pero está difícil", dijo Bosco. Las entradas para la final ya tienen tiempo agotadas.

Más de 2 millones 500,000 entradas fueron asignadas a través de internet para el evento deportivo y desde este viernes se pueden retirar en todas las ciudades sedes, menos Brasilia (centro-oeste) y Porto Alegre (sur), que abren en un mes. Las entradas también pueden ser recibidas a través del correo.

En el centro de Río había poca gente este viernes que era feriado. La fila corta distaba, por ahora, del desorden registrado en la retirada de boletos en la Copa Confederaciones hace menos de un año.

Ahorrar para el Mundial

Al recibir las entradas -de fondo blanco y azul, con detalles en amarillo, verde y rosa-, Bosco las colocó rápidamente en el bolsillo de su chaqueta negra para protegerlas en el regreso a casa.

Vanderson Balbino, también brasileño y dueño de una juguetería, llegó al mismo tiempo que Bosco y al recibir los ocho boletos, la sonrisa no le cabía en el rostro.

"Tengo entradas para cuatro juegos, dos en el Maracaná. Aún quiero ver un juego de Brasil, voy a intentar en las ciudades donde el equipo juega. Como voy con mi hermano, la cuenta es el doble. Ya gasté unos 3,500 dólares, (45,661 pesos)”, dijo Balbino.

El comerciante dijo que viene ahorrando desde hace tiempo para el evento, y no descarta comprar otros boletos. Hasta ahora irá a juegos en Fortaleza (noreste) y Manaos (norte), además de Río.

Golpe de suerte

Los colombianos Felipe Gaviria y Rubén Hernández trataron de comprar sin éxito entradas para el Mundial. Resignados, viajaron a Río de Janeiro de vacaciones con la familia.

Coincidió que estando en Brasil abrieron la última fase de venta y fue en esa que salieron sorteados. El viaje servía además para retirar los boletos y regresan a su país con un envidiable souvenir: entradas para el Mundial.

Ahora volverán en dos meses para ver a su selección cafetera enfrentar a Costa de Marfil en Brasilia y a Grecia en Belo Horizonte. También asistirán a un juego de Bélgica.

"Esperemos llegar a semifinales o a cuartos", dijo Gaviria.

Román Devit también llegó temprano y estaba tercero. Viajó desde su natal Córdoba, Argentina, para buscar los boletos y pasar el asueto de pascua en Río. Leía un libro para esperar bajo el sol.

¿Quieres más noticias como esta?
Recibe nuestros artículos sobre viajes, moda, lujo, cultura y estilo.

Seguirá a la selección argentina, comenzando en Río de Janeiro frente a Bosnia (15 de junio, grupo F).

Su sueño, obvio, una final Argentina-Brasil. "Lo único es que cuando ganemos, tendrán que sacarnos en helicóptero", bromeó.

Ahora ve
Doce de los 40 aspirantes a ser candidatos independientes a la presidencia
No te pierdas
×