Balones mejoran circulación sanguínea

Investigadores dijeron que balones cubiertos con medicina contra el cáncer ayuda al flujo sangu unas 8 millones de personas tienen problemas de circulación sanguínea en piernas y caderas.
Muchas personas tienen problemas con su flujo sanguíneo, pri  (Foto: )
BOSTON (CNN) -

Los balones recubiertos con un medicamento común contra el cáncer pueden ayudar a mantener mejor el flujo sanguíneo en las arterias de las piernas bloqueadas que los balones simples usados en la angioplastia, informaron investigadores alemanes.

Los llamados balones recubiertos con medicación son considerados una alternativa a los stents cubiertos con fármacos, que son tubos diminutos que suelen emplearse para mantener desbloqueada una arteria tras una angioplastia.

"Estoy seguro de que esta tecnología tendrá un enorme impacto sobre el tratamiento futuro", señaló Gunnar Tepe, de la Universidad Eberhard-Karls, en Tubinga, Alemania.

Cerca de 8 millones de personas tienen problemas de circulación sanguínea en sus piernas y caderas, una condición conocida como enfermedad arterial periférica, según la Asociación Estadounidense del Corazón.

Cuando se produce en la pierna, la dolencia puede provocar dolor y calambres musculares, a veces sólo por hacer actividad física leve.

La técnica del balón simple es generalmente efectiva para restaurar el flujo sanguíneo a la pierna, aunque cerca de la mitad de las arterias tratadas con ese procedimiento vuelve a bloquearse dentro de un año, con frecuencia porque crecen células musculares en la zona.

Los stents cubiertos con medicación han sido muy utilizados, pero informes recientes de complicaciones con estos dispositivos generaron preocupación en los médicos. La Administración de Alimentos y Fármacos de Estados Unidos (FDA) conformó un consejo asesor especial para investigarlos.

El equipo de Tepe quería ver si el paclitaxel, conocido con el nombre comercial Taxol, funcionaría colocado en un balón y si podía mantener las arterias desbloqueadas por más tiempo.

Los médicos usaron balones rociados con el medicamento para llevar el fármaco directamente a las paredes arteriales de 48 pacientes.

En otros 52 voluntarios, los expertos mezclaron una alta dosis de la medicación con un medio de contraste que se inyectó en el lugar para que rayos X puedan evaluar el devenir del procedimiento.

En tanto, otras 54 personas no recibieron paclitaxel de ninguna manera.

A los seis meses de la cirugía, el 37% de los pacientes que no tomaron Taxol y el 29% de los que recibieron paclitaxel con el medio de contraste necesitaron volver a someterse a apertura arterial, comparado con el 4% de quienes obtuvieron el fármaco a través del balón.

A los dos años, el 15% de las personas tratadas con el balón recubierto necesitó cirugía nuevamente, una cifra muy por debajo del 40% de quienes recibieron paclitaxel con un medio de contraste y el 52% de los que no recibieron el medicamento de ninguna manera.

"Los balones recubiertos con paclitaxel usados en este ensayo eran balones de angioplastia estándares. El paclitaxel se adhiere al balón hasta que se expande. Mientras se infla el balón, el fármaco se expande completamente", escribieron los autores en New England Journal of Medicine.

Tepe dijo que el balón recubierto con medicación no está comercialmente disponible pero que debería estarlo en el futuro cercano. Bayer Schering Pharma tiene una patente del procedimiento.

Ahora ve
No te pierdas