Los Kirchner darán asesoría financiera

La pareja presidencial argentina creó la firma ‘El Chapel’, consultoría enfocada a temas económ la oposición sostiene que esa actividad es incompatible con las funciones de la mandataria.
La nueva empresa de los Kirchner también actuará como presta  (Foto: )
BUENOS AIRES (CNN) -

La oposición argentina cuestionó el miércoles el nuevo emprendimiento de la presidenta Cristina Fernández y de su esposo, el ex mandatario Néstor Kirchner: una firma que se dedica al asesoramiento financiero.

Para los líderes políticos, la nueva empresa, llamada El Chapel, es incompatible con la función de Fernández como mandataria porque posee información privilegiada.

"No es razonable que la Presidenta tenga una actividad comercial y menos de asesoramiento financiero", dijo Federico Pinedo, presidente del bloque del opositor Pro en la Cámara de Diputados.

"Está claro que hay una incompatibilidad evidente en la función del presidente y el asesoramiento financiero, en especial cuando las finanzas dependen de los actos del jefe del Estado", agregó.

La empresa, creada por los Kirchner y su hijo mayor, Máximo, podrá dar "servicios de consultoría, estudio, investigación y asesoramiento en las ramas de la economía, finanzas, derecho, ciencias sociales, educación, administración y otras disciplinas", según el edicto publicado esta semana en el Boletín Oficial de la Provincia de Santa Cruz.

También podrá actuar como prestamista.

"La presidenta en ejercicio y su marido tienen información privilegiada, que es muy sensible para las actividades que va a realizar esta nueva empresa", dijo Patricia Bullrich, diputada nacional de la Coalición Cívica, al diario La Nación.

El "matrimonio presidencial", como los llama la prensa argentina, son propietarios de otra firma, Los Sauces, que fue constituida en el 2006 -cuando Kirchner era presidente- y se dedica al arrendamiento de inmuebles.

No hubo nadie inmediatamente disponible en el Gobierno para hacer declaraciones.

El contrapunto llega en momentos en que arrecian contra el Gobierno críticas por otras investigaciones de corrupción.

La justicia de Estados Unidos investiga un caso de presunto espionaje ilegal de ciudadanos venezolanos, acusados de intentar borrar las huellas de un fallido intento de ingresar dinero no declarado a Argentina.

Según el fiscal que sigue el caso, ese dinero ingresado al país a través de un empresario venezolano que abordó un avión rentado por una empresa pública argentina, era para financiar la campaña electoral de la presidenta Fernández.

La presidenta también es blanco de críticas de la oposición y de economistas, que acusan al Gobierno de manipular los datos estadísticos divulgados por el ente oficial, especialmente el indicador de inflación.

 

Ahora ve
No te pierdas