Obama, presente hasta en los pesebres

La figura del presidente electo de Estados Unidos se vende en Italia para adornar ‘el nacimient los artesanos italianos se caracterizan por fabricar muñecos de personajes públicos para el pes
Los italianos pueden adornar sus árboles navideños con figur

El presidente electo de Estados Unidos, Barack Obama, y su esposa Michelle destacan esta Navidad entre las figuras más vendidas para decorar los pesebres italianos, según los artesanos. La producción de figuritas artesanales para los pesebres ha sido durante siglos un gran negocio en la ciudad de Nápoles, en el sur de Italia.

Pero más allá de las miles de figuras de ángeles, ovejas, de María y José que abarrotan sus estanterías, los artesanos dicen que Obama se ha convertido en uno de los más vendidos.

"Las que más estamos vendiendo son las de Barack Obama, el nuevo presidente de Estados Unidos, junto a las de su esposa Michelle", dijo el artesano Genny Di Virgilio.

La tradición indica que el pesebre, una escena que recrea el nacimiento de Jesús en la ciudad de Belén, se vaya montando poco a poco hasta la Nochebuena.

Como siempre, los artesanos napolitanos ofrecen la opción de tomarse las cosas más a la ligera, añadiendo al pesebre figuras de las personalidades más famosas del año.

Además de Obama, esta Navidad también venden figuritas del presidente francés Nicolas Sarkozy y su esposa Carla Bruni. Las hay incluso del primer ministro italiano, Silvio Berlusconi.

Aunque a muchos les gustan, hay quienes sostienen que la introducción de personajes famosos echa a perder el tradicional sentido de la Navidad.

Angelica, una monja, se burló de lo que llamó "versión de dibujos animados de un pesebre".

Observando un escaparate en Nápoles, el abuelo Pasquale Oliva dijo estar de acuerdo con ella.

"Algo tan bonito como el pesebre tradicional no debería ser arruinado por estas figuritas de personalidades y no creo que a los niños les gusten", comentó.

Sin embargo, su nieto Francesco mostró rápidamente su desacuerdo y contestó que "sí" cuando se le preguntó si le gustaba este giro en la tradición.

Ahora ve
No te pierdas