Si no votas en Rusia, serás despedido

Escuelas y hospitales amenazaron con correr a empleados que no voten en la elección presidencia estas medidas pretenden presionar a los rusos para asegurar la victoria del candidato del Kreml
La elección del domingo decidirá al sucesor de Vladimir Puti  (Foto: )
MOSCÚ (AP) -

El electorado joven podrá adquirir boletos para clubes nocturnos con descuentos y junto a las mesas de votación se venderán alimentos con grandes rebajas. Mientras tanto, las escuelas y hospitales amenazaron con despedir a los empleados que no acudan a votar.

Los electores de toda Rusia afirman que se los presiona, exhorta o amenaza para que voten con el fin de asegurar que el candidato del Kremlin obtenga una gran victoria en los comicios presidenciales del domingo.

El viceprimer ministro Dmitry Medvedev seguramente será el vencedor de los comicios del domingo, aunque las autoridades siguen adoptando medidas extraordinarias para lograr que triunfe por un gran margen y con elevada participación, dijeron los electores y grupos de los derechos humanos.

En comparación con las elecciones parlamentarias de diciembre, afectadas por denuncias de intimidaciones y acosos a los grupos de la oposición, la campaña electoral para los comicios del 2 de marzo ha transcurrido en calma, en parte porque no existe una oposición verdadera en esta consulta.

La votación del domingo es considerada un referéndum del sucesor de la elección del presidente Vladimir Putin para reemplazarle, más que una puja electoral. El resultado es tan seguro que muchos de los partidarios de Medvedev quizá se queden en casa.

Ya que una escasa concurrencia podría poner en duda la legitimidad de Medvedev, las autoridades parecen decididas a garantizar que los electores acudan a respaldar al favorito del Kremlin.

En Moscú, muchos maestros y doctores a sueldo del gobierno dijeron que sus jefes les ordenaron que votaran en sus escuelas y clínicas, y que llamaran para confirmar que así lo hicieron.

Yelena, de 45 años y que trabaja en la oficina de mantenimiento de un edificio de apartamentos en el sur de Moscú, dijo que sus jefes exigieron el derecho de votar por ella y sus compañeros de trabajo en centros de votación en los que la asistencia seguramente será escasa el día de los comicios.

Para ello, sus jefes exigieron que presentara una copia de su pasaporte y su voto por ausencia, lo que permite al elector votar en cualquier parte de Rusia, agregó Yelena. La práctica sería ilegal ya que los ciudadanos deben depositar personalmente su voto.

''Estamos indignados'', afirmó Yelena, que se negó a dar su apellido por temor a perder su trabajo. ''Quieren asegurarse que gana su candidato, y no se puede discutir con el jefe de uno''.

Ahora ve
No te pierdas