Rusia fotalece monopolio energético

Rusia, Kazajstán y Turkmenistán firmaron un acuerdo para contruir un gasoducto en el Mar Caspio el gas se exportará a un precio de 130 dólares los 1,000 pies durante la primera mitad del 2008
El presidente kazajo Nursultan Nazarbayev dijo que podrán ex
MOSCU (AP) -

Rusia, Kazajstán y Turkmenistán firmaron el jueves un acuerdo histórico para construir un gasoducto junto a la costa del Mar Caspio, que fortalecerá el monopolio de Moscú en las exportaciones de energía desde la región.

El acuerdo, posterior a un pacto preliminar sellado en mayo, terminó con meses de discusiones sobre el precio de los suministros de gas. Reafirma además el monopolio ruso de los suministros de gas provenientes del centro de Asia y representa un duro revés para las esperanzas de los países occidentales de asegurarse rutas alternativas de exportaciones de energía.

''Hemos firmado recién un acuerdo muy importante entre Rusia, Kazajstán y Turkmenistán para construir el gasoducto del (Mar) Caspio'', expresó el presidente ruso Vladimir Putin. ''Será una nueva contribución importante para que nuestros países fortalezcan la seguridad energética europea''.

El pacto fue firmado después de un encuentro de Putin con su colega kazajo Nursultan Nazarbayev en el Kremlin, y de su comunicación en conferencia telefónica con el presidente turcomano Gurbanguli Berdymukhamedov.

Tras meses de disputas por el precio del gas, el monopolio estatal ruso OAO Gazprom cedió ante las demandas turcomanas de precio el mes pasado y aceptó pagar 130 dólares los 1,000 pies cubiertos de gas natural en la primera mitad del 2008, y 150 dólares en la segunda mitad.

El nuevo acuerdo probablemente decepcione a Estados Unidos y la Unión Europea, que han presionado para que se construya otro gasoducto bajo el Mar Caspio, pasando por alto a Rusia.

Nazarbayev dijo también tras la reunión que su país incrementará las exportaciones de petróleo a Rusia.

Rusia ha buscado controlar las exportaciones energéticas del Mar Caspio, mientras que Nazarbayev y Berdymukhamedov han manifestado su interés en tuberías submarinas y han apoyado la idea de múltiples rutas de exportaciones.

Sin embargo, las posibilidades de que se construyan tuberías bajo el Mar Caspio han sido ensombrecidas por los elevados costos, los temores ambientales y las disputas por la propiedad de los recursos marítimos.

Ahora ve
No te pierdas