Carstens confía aprueben reforma

El secretario de Hacienda espera que antes del 8 de septiembre se concrete la iniciativa; la idea es que se incluyan candados que permitan un gasto público más eficiente y descentraliza
El funcionario federal afirmó que la economía mexicana va po
MAZATLÁN (Notimex) -

El secretario de Hacienda, Agustín Carstens, aseguró que el gobierno federal no tiene "un plan B" en la Reforma Hacendaria y confió que antes del 8 de septiembre se pueda concretar en el Congreso.

"Por el momento no tenemos plan B", indicó el titular de la Secretaría de Hacienda y Crédito Público (SHCP), en caso de que la propuesta no se apruebe antes de la fecha señalada, y agregó que se tiene plena confianza en la iniciativa.

Luego de reunirse con la bancada del PRI en la Cámara de Diputados, el funcionario federal aseguró que en la iniciativa que presentó esta semana se incluyeron las propuestas de todas las fuerzas políticas y confió en que el Partido de la Revolución Democrática (PRD) se sume a la discusión y aprobación de la reforma.

En rueda de prensa, aseguró que la iniciativa se elaboró mediante un mecanismo nuevo que recoge muchos elementos y propuestas. "Nosotros estamos abiertos al diálogo, lo que pretendemos son consensos".

Interrogado sobre la iniciativa en el tema de un nuevo impuesto a las gasolinas que recaudarían los estados, Carstens aseguró que en ninguna parte de la propuesta se plantea fijar el incremento en 30 centavos. "No se de dónde salió es cifra", sostuvo.

"La iniciativa es muy clara, no se hace invitación alguna de cuál debe ser la modificación, esa es una facultad estatal", precisó el funcionario federal, quien reconoció que ese será un tema para debatir en las próximas semanas.

Carstens reconoció que la Reforma Fiscal tiene muchos años sin resolverse "y es un tema que se ha convertido en un lastre para el país", por lo que confió que durante el sexenio del presidente Felipe Calderón se pueda revertir esa situación.

Acerca de las críticas de empresarios a la iniciativa de Reforma Hacendaria, comentó que ya iniciaron reuniones con el Consejo Coordinador Empresarial y se pretende en ese proceso clarificar los alcances y beneficios de la propuesta en la generación de empleos y en el mejor uso de los recursos públicos.

El titular de Hacienda, quién se reunió por casi dos horas en privado con los 106 diputados federales del Partido Revolucionario Institucional (PRI), refrendó también su respeto por los tiempos del Poder Legislativo en la discusión.

Sobre el tema del impuesto de 2% a los depósitos bancarios y su posible afectación a las envíos de remesas, recordó que por ser transferencias electrónicas no se gravarán con el nuevo tributo que se plantea en la llamada "Ley contra la Informalidad".

Agustín Carstens saludó la agenda de trabajo acordada por la bancada del partido tricolor para analizar la Reforma Hacendaria, la cual prevé una coordinación plena con el Senado y elaborar, de existir consenso, los dictámenes correspondientes en agosto.

Posteriormente, la dirigente nacional del PRI, Beatriz Paredes Rangel, clausuró el acto y refrendó su confianza en que los legisladores de esa fuerza política analizarán con cuidado las reformas propuestas.

A su vez el coordinador del PRI en San Lázaro, Emilio Gamboa, dijo que se pretende eliminar, en el marco de la negociación de la Reforma Hacendaria "la discrecionalidad, el abuso y la intolerancia" de los delegados federales de diversas dependencias.

Agregó que analizarán la Reforma Hacendaria sin prisas ni presiones y con la idea de que se incluyan candados que permitan un gasto público más eficiente y descentralizado.

Ahora ve
No te pierdas