Aerolíneas viven una ‘tormenta perfecta’

Los altos combustibles generarían pérdidas en varias empresas en este año, advirtieron expertos la desaceleración en EU y el alza en las entregas de aviones también afectarán a las aerolíneas
Las aerolíneas son más vulnerables. (Archivo)  (Foto: )
ESTAMBUL (CNN) -

Una caída significativa en la rentabilidad de las aerolíneas a nivel mundial, o incluso pérdidas, parecen inevitables este año debido a que la industria está luchando con estratosféricos precios de los combustibles, dijo la Asociación Internacional de Transporte Aéreo (IATA).

La organización dijo que la combinación de los altos precios de los combustibles, la desaceleración económica de Estados Unidos y un aumento de las entregas de aviones pedidos en la cumbre del ciclo económico pero que son entregados durante la desaceleración significan que las perspectivas para el 2008 estaban "oscurecidas por una tormenta perfecta".

"La situación es desesperada y potencialmente más destructiva que nuestras recientes batallas con todos los jinetes del Apocalipsis juntos", dijo el director general de IATA Giovanni Bisignani en un discurso durante una reunión anual realizada este año en Estambul.

"A las presiones bajistas sobre el crecimiento de los ingresos por la recesión en Estados Unidos se sumará la aceleración en las entregas de aviones en el 2008 y 2009", dijo IATA en su informe anual.

Los precios record del petróleo, que alcanzaron un máximo histórico de 135.09 dólares el barril el 22 de mayo, están amenazando las perspectivas para la industria. Los precios del petróleo se han duplicado aproximadamente en el último año.

Las aerolíneas estadounidenses ya son las que más están sufriendo debido a la desaceleración de la economía más grande del mundo. Las empresas aéreas de ese país han aumentado las tarifas, sumado nuevas comisiones y sobreprecios, recortado empleos y reducido servicios para cubrirse de los precios del petróleo y la desaceleración.

Funcionarios de la industria europea dijeron que los precios de los pasajes tendrían que subir y que la capacidad debería ser reducida, mientras que las aerolíneas de bajo costo serían golpeadas más duramente debido a que la mayor parte de sus costos provienen del combustible.

El presidente ejecutivo de British Airways, Willie Walsh, dijo que la empresa espera recortar su capacidad a finales de este año.

También durante los intervalos de la conferencia, el presidente ejecutivo de KLM, Peter Hartman, dijo que la demanda sería golpeada por el precio del petróleo y la desaceleración económica, pero por lo tanto la oferta se reducirá debido a que las aerolíneas se están achicando.

"También se verá una oferta menor debido a que cada vez más aerolíneas registran pérdidas y terminan en problemas, y por supuesto todos los que sufren aumentos de costos, hasta tanto no puedan manejarlos a través de mejoras en la productividad, deberían aumentar los precios al consumidor", dijo.

La crisis de la industria también ha opacado un prolongado intento por vender la debilitada aerolínea italiana Alitalia, y el lunes el titular de Air France-KLM, uno de los potenciales oferentes, dijo que no podría garantizar que dicho tipo de acuerdo cree valor para los accionistas. El presidente ejecutivo Jean-Cyril Spinetta dijo que su aerolínea no había contactado a Alitalia.

Veinticuatro aerolíneas han dejado de operar o se presentaron en bancarrota en los últimos seis meses y la industria verá pérdidas por 2,300 millones de dólares en el 2008 si el precio del barril de petróleo Brent no promedia los 107 dólares este año, pronosticó el jefe de IATA Bisignani.

Ahora ve
No te pierdas