La Fed afecta al dólar

El no bajar las tasas hizo que la divisa verde tocara su mínimo en dos semanas contra el euro; al terminar las operaciones en NY, la moneda europea avanzó 0.7%, quedando en 1.5674 dólares.
NUEVA YORK (CNN) -

El dólar cayó al miércoles a mínimos de dos semanas contra el euro, después de que la Reserva Federal de Estados Unidos (Fed) no lograra transmitir una señal lo bastante fuerte de que subiría agresivamente las tasas de interés este año.

La Fed dejó el miércoles sin cambios las tasas de interés en 2.0% y expresó preocupación por los riesgos al alza de la inflación. Pero también dijo que esperaba que las presiones de precios se moderen este año.

Eso frenó las expectativas de alzas en las tasas de interés. Los mercados de tasas a futuro mostraron un 33% de probabilidades de que la Fed suba las tasas en agosto, una baja desde el 48% antes de que se anunciara la decisión.

El mercado da por descontado un alza en las tasas en el encuentro de la Fed en septiembre.

"Tal parece que ellos (la Fed) están tratando de mantener relativamente abiertas sus opciones. No parece que trataron de señalarle al mercado que un alza de tasas se producirá en el corto plazo", dijo Stephen Malyon, estratega de monedas en Scotia Capital en Toronto.

En contraste, el Banco Central Europeo promueve un alza en las tasas de la zona euro el mes próximo desde el 4.0% actual. Eso debería preservar el atractivo de los activos de la zona euro frente a los activos denominados en dólares.

El euro subió a máximos de dos semanas contra el dólar a 1.5686, un alza del 0.8% en la sesión. Al finalizar las transacciones en Nueva York, el euro mantuvo un avance del 0.7% a 1.5674 dólares.

El dólar cayó un 0.1% a 107.70 yenes. Contra el franco suizo, el dólar retrocedió un 0.6% a 1.0351 francos, mientras que la libra esterlina subió un 0.2% a 1.9755 dólares.

El comunicado también mostró que el presidente de la Fed de Dallas, Richard Fisher, se opuso a mantener las tasas sin cambios y prefirió subirlas en esta reunión.

La Fed

"Hubo cierta especulación de que (el presidente de la Fed de Filadelfia) Charles Plosser se uniría a Fisher, pero no lo hizo, por lo que no hubo dos (votos) disidentes", dijo Ken Landon, estratega cambiario de JP Morgan Chase en Nueva York.

Plosser, un miembro con derecho a voto dentro del Comité Federal de Mercado Abierto del banco central este año, se opuso a los dos últimos recortes de tasas hechos por la Fed.

Los altos costos de los alimentos y la energía han obligado a otros bancos centrales del mundo a elevar las tasas en los últimos meses, y el BCE ha dado indicios de que podría seguir dichos pasos en julio con un alza de un cuarto de punto en sus tasas.

El miércoles, los datos que mostraron una caída menor a la esperada en las ventas de casas nuevas en mayo tuvieron poco impacto sobre las monedas, pero los analistas sostienen que el aumento en los inventarios de viviendas durante el mes es preocupante.

"Esto sugiere que la capitulación de precios hasta ahora no ha impactado reduciendo el masivo inventario de casas", dijo Brian Dolan, jefe de estrategas cambiarios de Forex.com en Bedminster, Nueva Jersey. "Esto sigue siendo negativo para los precios de las casas a futuro", agregó.

Ahora ve
No te pierdas