Funcionario pide a Fed meta de inflación

El gobernador de la Reserva Federal urgió a establecer una meta específica de inflación; Frederic Mishkin dijo que esta medida resultará ‘valiosa’ en épocas de tensión financiera.
La Reserva Federal no ha establecido una tasa oficial inflac
WASHINGTON (Dow Jones) -

Frederic Mishkin, gobernador de la Reserva Federal, utilizó el lunes su último discurso como miembro de la Fed para abogar por la implementación de una meta específica de inflación, al afirmar que será "especialmente valiosa" durante épocas de tensión financiera.

"El establecimiento de un objetivo numérico explícito para la inflación puede jugar un papel importante en promover la estabilidad financiera así como la estabilidad del empleo y la inflación", afirmó Mishkin mediante comentarios preparados para ser emitidos en el Peterson Institute for International Economics.

Desde hace mucho el funcionario ha sido partidario de establecer una meta de inflación. Mishkin colaboró frecuentemente con el titular de la Reserva Federal, Ben Bernanke, en libros y artículos académicos sobre el tema cuando ambos ejercían la docencia.

Mishkin regresará a la Universidad de Columbia el próximo mes, luego de casi dos años como gobernador de la Fed.

Sin embargo, los planes para establecer una meta de inflación no han progresado tanto como los esperaban algunos expertos cuando Bernanke asumió la presidencia del banco central en febrero del 2006.

Bernanke, de hecho, estableció un comité de comunicaciones que discutió el establecimiento de metas de inflación, entre otros temas. El año pasado, la Fed anunció que extendería a tres años su horizonte para la proyección de la inflación y pareció alentar a Wall Street a ver esto como un objetivo "de facto".

Sin embargo, los detractores de la idea -entre los que figuran muchos en el Congreso- manifestaron la preocupación de que una tasa oficial debilitaría el doble mandato de la Fed: una estabilidad en los precios y un máximo de empleo.

Mishkin trató de resucitar la idea el lunes, al afirmar que una "fuerte ancla nominal puede ser especialmente valiosa durante períodos de tensión en el mercado financiero, como el que hemos estado experimentando recientemente, cuando una pronta y decisiva acción sobre la política (monetaria) podría ser requerida para minimizar el riesgo de una severa contracción en la actividad económica".

Mishkin realizó varias recomendaciones para que la Fed "vaya incluso más allá", incluyendo el establecimiento de un objetivo específico -sugirió el "2% o tal vez un poco mas bajo" para la inflación general- en lugar de una banda.

La desventaja de una banda o zona de comodidad, según Mishkin, es que puede ser interpretada como una sugerencia de que los encargados de la política monetaria están satisfechos con el extremo superior de la banda.

Ahora ve
No te pierdas