El dinero se 'escapa' de las manos

La desaceleración económica redujo el saldo de billetes y monedas en circulación en enero-junio la captación y el financiamiento bancarios cayeron a los menores niveles de 2004.
En la economía circulan menos billetes y monedas por la meno
José Manuel Martínez
CIUDAD DE MÉXICO (CNNExpansión) -

La desaceleración económica en México se refleja en el menor monto de billetes y monedas en poder del público, menor crecimiento de los depósitos y del financiamiento bancario, revela el Banco de México.

El saldo de monedas y billetes creció en junio a una tasa anual de 9.51% cifra menor a la de mayo, abril, febrero y enero pasados; incluso la circulación de efectivo es 6.23% menor en comparación al cierre de 2007.

La actividad financiera en México presentó una mayor desaceleración en el primer semestre del año, según la Base Monetaria a junio pasado.

Las cuentas de cheques apenas aumentaron 0.4% real anual, mientras que la captación de la banca lo hizo en 8% real, la tasa más baja desde noviembre pasado

Los créditos bancarios al sector privado se expandieron 16.6% el menor ritmo de crecimiento desde finales de 2004. A su interior el crédito al consumo se contrajo 9.3%, en parte porque Banamex trasladó su cartera de crédito de tarjeta a otra empresa diferente al banco.

El financiamiento a empresas y vivienda crece a menores tasas en comparación al primer semestre de 2006.

“Es probable que la desaceleración del sector financiero esté reflejando tanto la mayor incertidumbre del panorama inflacionario como una debilidad más acentuada en la actividad económica”, dijo un reporte de Scotiabank.

En lo que va del año la economía mexicana crece a un menor ritmo, desde una expansión de 4.2% en el último trimestre de 2007 a 2.6% en el primer cuarto de este año y un estimado de 2.9% para el segundo trimestre.

La inflación aumentó llegó a superar el 5% en la primera mitad del año, mientras que las tasas de interés se elevaron más de 8%.

Los analistas de Scotiabank revisaron a la baja sus pronóstico de crecimiento de la economía mexicana a 2.7%, desde el 2.8% previsto en la víspera, pero el mayor cambio se espera apara 2009, en el que prevén un crecimiento de 3.2%, medio punto porcentual menos que su anterior estimación.

Banco de México prevé que la inflación pueda alcanzar el 6% en el cuarto trimestre del año, mientras que el consenso de los analistas espera que el aumento de los precios al consumidor cerrará el año cercano al 5%.

“Esperamos que estas revisiones se traduzcan en un mayor deterioro de las expectativas de inflación por parte de los analistas y nos preocupa particularmente el efecto que puedan tener sobre las negociaciones salariales”, dijo Santander.

Los expertos de este banco pronostican que la base monetaria crecerá 6.1% en este año, es decir que la demanda de billetes y monedas crecerá a un menor ritmo que en los últimos seis o siete años.

Ahora ve
No te pierdas